Photo

~ RELIGION DE JEZABEL ~
1Permanezcamos de pie por un momento mientras le damos gracias a Dios por esto. Inclinemos nuestros rostros. Bondadoso y Santo Padre Dios, estamos contentos de que seas un Dios y una ayuda presente en tiempo de tempestad. Te agradecemos por lo que has hecho por nosotros, no podemos expresar de nuestros corazones cuánto apreciamos esto y cómo has venido en nuestra ayuda cuando estamos en problemas. A través de los años hemos aprendido a confiar en Ti y creerte Señor, en esta tarde te pido que derrames Tus bendiciones sobre este pueblo. Que cuando este servicio haya terminado, no haya una persona enferma en medio nuestro y si hay alguien aquí que no está bien con Dios, que el Poder que resucitó a Jesús del sepulcro, vivifique sus cuerpos mortales y sus almas Señor y los vuelva a Ti. Concédelo Señor.
2Para aquellos que no tienen el Espíritu Santo, que este día sea un gran día que no olviden jamás, que pueda ser este el día que Dios derrame Su Espíritu sobre ellos. Concédelo Señor, perdona nuestros pecados. Te pedimos que bendigas al Hno. Sullivan, nuestro bondadoso y precioso amigo, mira su preocupación por el pueblo, por traerles toda posibilidad que pueda ayudarles. Te pido que bendigas al Hno. Sullivan. Bendice a los ministros de toda la región en todas partes, dales abundantemente Señor, que permanezcan valientes en el púlpito y proclamen la Palabra de Dios. Porque estamos viviendo en las horas finales de la historia de este mundo, permite que Tu bondad nos dé sombra en estos momentos. Porque lo pedimos en el Nombre de Jesús. Amén. Pueden sentarse.
3Le estoy muy agradecido a Dios y a Uds. por esto. El Hno. Sullivan se encargó de eso, vean, no sería lo correcto que el Hno. Sullivan lo hiciera así, por lo tanto estábamos listos para esto. Agradecemos su gentileza. Ahora, en cuanto a la ofrenda de amor, no tenían que hacerlo, eso no era necesario. Pagaron los gastos del hotel y de la comida consumimos sólo lo necesario, pero gracias muy gentilmente y esto será para ayudar a los misioneros y traer gente a Cristo. Con eso no se va a comprar nada de cigarrillos ni whisky, nada que no sea bueno, será para las cosas buenas. Le ruego a Dios que ponga esto a su cuenta allá arriba y le multiplique por diez mil cada dólar, cada centavito o cinco centavos que Ud. dio para este servicio.
4Ahora quiero agradecer al ejército de los Estados Unidos por permitirnos ocupar este auditorio para celebrar estos servicios. Ciertamente se lo agradezco con todo mí corazón. Según entiendo el Hno. Sullivan dijo: “Todo será cancelado totalmente, todavía no nos hemos ido de una ciudad debiendo un céntimo sino que se ha cancelado todo. No creemos en otra cosa. No se le debe deber a nadie, hay que ser honestos; y si le debe a alguien, vaya y enfréntelos, dígales que Ud. le debe pero que le den un poco más de tiempo y se lo pagará. ¿Ven? Siempre, esa es una mejor… Esa es una buena marca del Cristianismo, ser honesto y recto.
5Ud. tiene que vivir de acuerdo a lo que habla, si Ud. mismo no lo vive, ¿cómo espera que lo haga otro? ¿Se fija? Uds. son Epístolas vivientes leídas de todos los hombres, así que sean siempre honestos, justos y verdaderos. Digan la verdad sin importar cuan duro le dé a algunas cosas. Diga la verdad de todas maneras, porque así podrá siempre repetirla igual todo el tiempo. Pero si dice una mentira, podrá alejarse millones de kilómetros a la redonda y aún así tendrá que regresar a esa mentira de nuevo porque hizo algo muy malo. Sea honesto y siempre podrá decirlo de la misma manera porque es la verdad.
6Así es en la Biblia. Dígalo como lo dice la Biblia, no se comprometa, dígalo así. Aquí está escrito y Ud. puede señalarlo con su dedo. Así es como uno derrota a Satanás. Satanás le dijo a Jesús: “Si eres el Hijo de Dios, vamos a verte hacer un milagro. Dicen que Tú haces milagros, entonces convierte estas piedras en pan y veamos. Tienes hambre”. Él [Jesús] le dijo: “Pero escrito está: no sólo de pan vivirá el hombre”. ¿Se dan cuenta? Él tomó la Palabra del Padre y derrotó al diablo en su mismo terreno. Entonces Ud. puede hacer lo mismo, derrotar al diablo en su terreno con la Palabra del Señor.
7Entonces siempre le estaré agradecido al Hno. Sullivan. Discúlpenme esta expresión, creo que cuando el Hno. Sullivan fue hecho, el Señor botó el molde, no hay otro como él. Sólo hay otro hombre al que he conocido en mi vida que me ha hecho recordar al Hno. Sullivan y ese es el Hno. E. Howard Cadle. Yo no sé si él lo conoció o no, el Hno. Cadle fue un buen joven del campo como el Hno. Sullivan. Se metía las manos en los bolsillos tan abajo que los tirantes se le estiraban y hablaba con la cabeza viendo para otro lado, él fue un E. Howard Cadle. Estoy contento de tener al Hno. Sullivan como amigo y hermano en el Evangelio y le pido a Dios que lo bendiga a él y a su pequeña iglesia aquí, a su querida esposa y a sus seres queridos.
8Y a Uds. los otros ministros, predicadores del Evangelio Completo que están aquí, a Uds. y sus congregaciones, podríamos estar en desacuerdo en cosas técnicas de las Escrituras, yo también estoy en desacuerdo con mi esposa en algunas cosas y ¿saben Uds. de qué se trata? A ella le gusta el pastel de manzana y a mí el de cereza, allí no estamos de acuerdo. Les diré lo que yo hago con el mío, a mí me gusta un buen pedazo de pastel de cereza caliente, le pongo mantequilla y sobre eso melaza; hermano ahí tiene algo que vale la pena comérselo. Pero mi esposa le tiene miedo a eso, creo que le teme a las calorías, a lo mejor le gusta, pero Uds. saben como son las damas, le temen… adelgazan tanto que uno podría pincharlas con un alfiler y cortarlas hasta los huesos, aún así quieren adelgazar. Esa es su naturaleza, supongo yo, así que hay…Pero me gusta eso. Ahora, estamos en desacuerdo en eso pero en otras cosas estamos de acuerdo. Uds. se dan cuenta que no estamos en un acuerdo perfecto. Entonces veríamos las mismas cosas hermanos, pero lo más importante es que estamos comiendo pastel, eso es lo más importante. Principalmente en lo relativo al Bautismo del Espíritu Santo, la Venida de Cristo y las grandes doctrinas fundamentales Evangélicas de la Biblia, ciertamente estamos como uno solo, como hermanos unidos sin barreras denominacionales y sin nada que nos estorbe, marchamos hacia el Calvario como un gran ejercito unido.
9Si puedo serles de ayuda en algo alguna vez, me encantaría hacerlo. Estoy seguro que Uds. me dirían lo mismo a mí. Uds. pueden servirme de ayuda y que yo sepa hay algo que pueden hacer, orar por mí para que Dios nunca me permita tomar el sendero incorrecto. No es que esté en mi corazón tomar el lado equivocado, yo quiero andar correctamente y quiero hacer lo correcto, porque me doy cuenta, como me dijo en una ocasión el Hno. Jack Moore: “Hno. Branham, yo no quisiera estar en sus zapatos, con toda su experiencia, en el día del juicio, porque Dios va a demandar de Ud. una respuesta mayor ya que ha puesto en sus manos a millones de personas. Ahora, si sé que voy a pararme allá y responder por toda esa gente, entonces, ¿qué clase de Evangelio debo predicar? ¿Qué clase de sinceridad cuando tengo en mis manos lo que Su Sangre compró? Él me ha dado un don, más allá de cualquier sombra de duda, cualquier persona con sensatez debería saber que eso tiene que venir de parte de Dios; si con el don yo guiara a alguien por la senda equivocada sólo porque cierto grupo dice así, Dios me haría pagar por eso en el día del juicio.
10Pero cuando yo vi la visión aquí no hace mucho y oí a esa gente gritar… ¿Recibieron anoche el libro La Voz, de los Hombres de Negocios? Eso está bien. En la visión… Alguna vez lo imprimiremos con todos los detalles, en éste no está completo; pero cuando vi eso, yo estaba parado allá tal cual estoy parado ahora mismo. Me veía a mí mismo acostado en la cama observando a mi esposa y aún así estaba de pie acá arriba mirándome a mí mismo. Aquella gente estaba parada allá arriba y cuando yo pregunté: “¿Tendrá Pablo que ser juzgado por el Evangelio que predicó?” Me dijeron: “Sí”. Entonces dije: “Yo he predicado cada Palabra exactamente igual a él”. Y aquellos millones gritaron: “En eso estamos confiando”. Así quiero yo que sea cuando llegue allá. ¿Entienden? Quiero que sea así, exactamente así, lo que dijo Pablo. No le quiero añadir nada ni quitarle nada. Como lo dice la Biblia, esa es la manera, quiero que funcione así. ¿Entienden? Desde luego que Uds. las denominaciones, por todas partes van a levantar una barrera contra esto.
11Muchas veces los hermanos creen que yo estoy en contra de mis hermanos. Dios sabe que no es así, mientras Él sepa la verdad. No es contra los hermanos, es el sistema que no nos permite ser hermanos. No es la Palabra de Dios la que no nos deja ser hermanos, es el sistema al que nos unimos el que no nos deja ser hermanos. Correcto. Entonces, ¿Dónde debemos basarnos? En la Palabra y Dios atraerá a todos los hombres hacia Ella. Correcto. Jamás la organicen ni la conviertan en denominación, manténganla en Dios y sigan avanzando, mirando hacia la meta, manteniéndose firme y Dios hará el resto.
12Hay muchas cosas que Uds. han hecho por mí y yo aprecio eso, ahora, si puedo ayudarlos dándoles una telita orada o algo así. No me pregunten de doctrina porque no deseo hacer eso. Mucha gente me escribe preguntas sobre casamiento y divorcio y otras cosas, lo que es un tropiezo en la iglesia, siempre les respondo: “Pregúntenle a su pastor”. La gente me ha escrito cartas diciendo: “¿Qué de esto o de aquello?” Yo les respondo la carta y Uds. la recibirán: “Vean a su pastor para esas cositas, porque después de todo, él es su apacentador y él es el que Dios envió para que cuidara de Ud.”. Podríamos estar en desacuerdo sobre esto y eso causa confusión en su iglesia. No queremos eso, no, no. Queremos que Ud. deje de hacer las cosas pecaminosas, esas cosas que no están en la Biblia, siga avanzando hacia Dios. ¿Entienden? Y si Ud. causa fricciones o cosas así, eso daña a la iglesia. Así que yo preferiría que su pastor le hablara sobre casamiento y divorcio y esas otras cosas, que lo haga él. El también es siervo de Dios y está equipado para hacerlo.
13¿Se acuerdan del buen Samaritano que halló al hombre herido? Lo llevó a la posada, (esa es la iglesia) y al hombre que atendía le dio dos denarios, luego le dijo que si necesitaba algo más se lo pagaría cuando regresara. Así que él [el pastor] tiene dos denarios; si es un hombre de Dios puede recetarle; si es un hombre de Dios que se basa en la Palabra de Dios, tiene lo que Dios le dio: “El Espíritu y la Palabra”. ¿Es cierto eso? ¿Cómo debemos adorar nosotros? En Espíritu y Verdad y la Palabra es la Verdad. ¿Cierto?
14Muchas gracias nuevamente. Esta tarde estoy muy agotado. No tengo la intención de quedarme en otro hotel mientras viva, hacen grandes fiestas con licor toda la noche, tiran puertas, gritan y las mujeres… estuve despierto toda la noche. Eso es, no tengo la intención de quedarme en otro hotel, iré a un motel o voy a buscar un vehículo donde pueda dormir afuera en algún lugar; lo voy a conseguir, consíganme una carpa y una bolsa de dormir o algún lugar donde pueda estar solo. Correcto.
15Esta nación es tan pecadora, con razón está tan carcomida y podrida hasta los tuétanos. Aquí mismo en otro lugar de su estado y no solamente en este estado, es por todas partes. Hace algunos años aquí en este estado en una ciudad grande, yo estaba en un servicio religioso, esa noche un grupo de jóvenes de una iglesia Ortodoxa, celebraban una convención. Yo nunca... Yo he ido al África y con todo su vudú [cierto tipo de hechicería] y todo lo demás, nunca había visto algo así. Al día siguiente, no les puedo decir esto con exactitud porque somos una audiencia mixta, sobre el piso estaban las cosas inmorales que habían hecho, había botellas de whisky por todas partes y aquellos jóvenes, varones y hembras estaban en la misma habitación toda la noche juntos. Al día siguiente el “santo padre” estaba sentado allí y ellos se acercaban a él inclinándose así, bajo el Nombre de Jesucristo.
16¿Me he vuelto loco? ¿Qué es lo que sucede conmigo? Yo no puedo soportar esas cosas, algo me hace pedazos cuando veo eso. ¿Representa eso a mi Señor Jesucristo? Una fiesta inmoral, con licor, con cosas inmorales usadas por esos hombres y mujeres jóvenes que estaban tiradas en el piso, en las papeleras había botellas y… ¡Oh Dios! ¿Podrían Uds. llamar a eso Cristianismo? Con razón este mundo está en una condición pecaminosa; bueno, ¿qué dicen los miles de pecadores cuando ven eso?
17Aquellas jóvenes estaban tan ebrias que casi no podían ponerse de pie y estuvieron toda la noche en la habitación con aquellos jóvenes, con las conversaciones más horrorosas y sucias que Ud. haya oído jamás en su vida. Yo me puse almohadas sobre la cabeza así, para tratar de dormir. Afuera en los pisos, había borrachos corriendo para arriba y abajo, todos ellos son religiosos. Ahora, yo puedo esperar eso de esa gente pecadora que se llaman deportistas, acá en esos juegos de boliche. Si uno de mis hijos fuera a un sitio donde juegan boliche, yo lo echaría del país. Llaman a eso deporte, pero eso no es deporte. Si Ud. quiere estar bien, alístese con Dios. Cierto.
18Quiero leerles una porción de la Biblia. Búsquenla, quiero leer unas pocas palabras como texto, que se encuentra en el capitulo 17 de 1Reyes y el verso 1: “…Vive Jehová Dios de Israel, en cuya presencia estoy, que no habrá lluvia ni rocío en estos años, sino por mi palabra”.
19Si alguna vez puedo enviarles una telita orada, sólo escríbanme, mi secretario que está presente aquí ahora, el Hno. Maguire… ¿Cuántos ya han recibido una telita orada de nosotros? Déjenme ver sus manos. Póngase de pie Hno. Jim. Quiero verlo y a su esposa también. Aquí está mi secretario y su esposa, ellos son los encargados de los envíos. Esos son los jóvenes que les envían sus telitas oradas en las reuniones, ambos son Cristianos consagrados. Y la voz, esa vocecita dulce que escuchan por teléfono cuando me llaman, es la de esa dama que está sentada allí, la esposa de él. Su papá, su mamá y otros están aquí con nosotros esta mañana, los seres queridos. Uds. saben, mi secretario en el campo, el señor Mercier, el Hno. Leo Mercier que está aquí en alguna parte y el Hno. Gene Goad. Si podemos enviarle una telita orada en alguna oportunidad o algo que podamos hacer, orar por Ud. por teléfono, cualquier cosa que podamos hacer, lo haremos.
20Ese hombre extraño con un báculo en su mano, con pasos firmes y sus ojos que brillaban con la gloria de Dios, su barba que el viento hacía irse a un lado y un pedazo de piel de oveja toda llena de lana sobre sus hombros y mientras iba camino a Samaria sus pasos se hacían más firmes. No era muy atractivo pero tenía un “Así dice el Señor” para aquella nación de Israel. Sí, era Elías el Tisbita, un profeta del Señor, no era muy atractivo pero tenía la Palabra del Señor.
21El no tenía miedo de pararse delante del rey, porque ya había estado en la Presencia de Uno mayor que el rey, había estado en la Presencia de Jehová. Por lo tanto, sabía dónde estaba parado y cuando se presentó delante del rey no titubeó ni tartamudeó, sabía de qué estaba hablando. Él podía decirle al rey: “Así dice el Señor Dios de Israel, no habrá lluvia ni rocío hasta que yo lo pida”. ¿Por qué dijo hasta que yo lo pida, de acuerdo a mi palabra? Porque tenía la Palabra del Señor. Él era un profeta y el profeta tiene la Palabra del Señor.
22Es algo sobresaliente ver la semejanza entre el Israel del Antiguo Testamento y los Estados Unidos de hoy. Ambas son grandes naciones, ambas habían sido bien fundadas y su gente venía de persecuciones religiosas. Israel había sido perseguido por Faraón y había estado en esclavitud por centenares de años, donde no les era permitido adorar al Dios Verdadero y Viviente, habían sido privados de ese privilegio, habían llegado a ser esclavos. Pero Dios les había hecho una Promesa en Su Biblia o en Su Palabra y por medio de Sus profetas dijo que les daría una tierra. Cuando ellos llegaron a esa tierra, echaron sus ocupantes y poseyeron su herencia, porque Dios tenía un propósito al hacerlo.
23Así es esta gran nación nuestra, llegamos aquí y en Plymouth Rock fue fundada esta nación sobre la libertad de religión, porque nuestros precursores habían huido de la persecución Romana del moderno sistema de Jezabel, habían llegado y resistido muchas persecuciones tremendas y el martirio bajo el falso sistema de Jezabel. Y de acuerdo a la Biblia, Apocalipsis capítulo 13, Dios les había prometido un oasis y un lugar, porque la mujer fue llevada al desierto donde fue alimentada por un tiempo, tiempo y la mitad de un tiempo. Dios le había hecho la Promesa a los Estados Unidos o a la iglesia (a la mujer) de venir a este país.
24¿Se dieron cuenta de Apocalipsis 13? Todas las demás bestias habían salido del mar, de las aguas. En Apocalipsis 17:17 dice: “Las aguas que has visto son multitudes de gente”. Todas las otras bestias salieron de las aguas: “Muchedumbres y multitudes de gente”. Pero cuando aparece los Estados Unidos, sale de la tierra donde no había gente. Recuerden, cuando aparece tiene el aspecto de un cordero. Ahora, un cordero tiene dos cuernos y eso es poder civil y eclesiástico. Pero cuando se hayan unido, recuerden, entonces aquel cordero hablará como lo hizo el dragón antes de él. Y el dragón era Roma. Cuando el dragón se paró delante de la mujer para devorar su hijo al momento de nacer, el dragón escarlata… ¿Quién se levantó frente a la mujer, [en Israel] para devorar al hijo al momento de nacer y envió una persecución y mató a todos los niños de dos años para abajo? Roma, el dragón, se paró frente a la mujer para devorar su hijo al momento de nacer.
25Entonces nos damos cuenta que este país se levantó como un país libre y tenía un cordero que significa el Cordero de Dios; pero después de un tiempo, este mismo sistema que tenemos, habló como el dragón y ejerció todo el poder que tuvo el dragón antes de él. Ambos son una semejanza perfecta. Recuerden cuando estos… Israel llegó y se apropió de su patria en Palestina, echó a los moradores de aquella tierra y la poseyó. Nosotros llegamos y la tomamos de los indios, los echamos y poseímos esta tierra. Dios tenía un propósito en eso. Dios le iba a mostrar al mundo lo que podía hacer con un pequeño grupo de gente que quería libertad y libertad de religión para servir a Dios.
26¿Qué hizo Él por Israel? Él hizo a Israel la nación más poderosa del mundo y se mantuvo así hasta que se salió de la voluntad de Dios. ¿Qué hizo Él con los Estados unidos? La hizo la nación más poderosa del mundo hasta que se esté saliendo de la voluntad de Dios. Hay un paralelismo exacto entre el uno y el otro. Cuando Israel llegó a la tierra eran un pueblo tremendo porque tenían un gran liderazgo. Sobre ellos tenían a hombres temerosos de Dios, como David y el Rey Salomón. Todo el mundo les temía y disfrutaron aquel privilegio de no tener guerras ni problemas y estar viviendo bajo el Poder de Dios, hasta el punto que gente de todo el mundo conocido venía a verlos. Dios les dio un don de discernimiento, eso fue sobre Salomón; la reina del Sur, la reina de Seba recorrió todo el trayecto a través del desierto del Sahara, (lo que le tomó tres meses) sólo para oír la sabiduría de Salomón. Cuando ella vio que Salomón podía discernir espíritus y revelarle los secretos de su corazón, dijo: “Todo lo que oí de ti era cierto y mucho más”. Ella quedó convencida de que aquel era Dios.
27Y los Estados Unidos, sobre la base de nuestros padres precursores que vinieron aquí por libertad religiosa… En aquellos días teníamos hombres píos como lideres, George Washington, Abraham Lincoln, hombres de carácter reconocido, hombres de Dios. Los Estados Unidos eran los Estados Unidos en aquellos días. George Washington, aquí en el Valle Forge, antes de cruzar el río Delaware, estuvo orando toda la noche hasta mojarse hasta la cintura, porque estaba arrodillado en la nieve. Al siguiente día cuando los Americanos comenzaron a cruzar, sólo el veinte por ciento de ellos tenían zapatos que ponerse, pero tenían un principio, tenían algo por qué luchar. A ellos no les importaba lo que sucediera. Los agricultores llegaban y detenían el arado, desenganchaban al buey, cogían sus rifles y se iban a luchar por lo que sabían era libertad. Al día siguiente, creo que fueron cuatro o cinco balas (balas de mosquetes) que penetraron su abrigo y su sombrero pero no lo tocaron a él. Hombres de Dios que fundaron esta nación, hombres grandes… con razón escribieron: “Que nuestra tierra brille por siempre, con la luz santa de la libertad, protégenos junto a Ti Poderoso, Gran Dios, Rey Nuestro.”
28Hace cierto tiempo hablaba con un anciano allá en Corydon, Indiana y él me contaba de cuando el Capitolio estaba en Corydon, me dijo cómo fue en una carreta tirada por bueyes a oír al gobernador hablar. Me decía que el gobernador y él eran los únicos que llevaban puestos trajes de dos piezas. Él me dijo que criaba ovejas, las trasquilaba y lavaba la lana, sus hermanas la hilaban y le hicieron un abrigo que combinaba con sus pantalones. El anciano estaba sentado allí, tenía como unos ochenta y cinco o noventa años de edad, se sobaba la barba así y dijo: “Billy, eso era cuando los Estados Unidos eran los Estados Unidos”. Yo miré al anciano y pensé: “Vaya, muchos de estos jóvenes no lo creerían, pero está diciendo la verdad”.
29¿Qué le sucedió a Israel después de todo este historial santo? Comenzaron a despreocuparse, comenzaron a llegar a un lugar donde, bueno, no les importaba qué sucedía. Comenzaron a aflojar en su adoración a Dios, aún cuando mantenían una forma de religión como la que tenemos nosotros. Ellos tenían una apariencia de piedad, pero comenzaron a aflojar y metieron distintas herejías en su iglesia. La adoración a Balaam comenzó a meterse e Israel se enloqueció por el placer, la embriaguez y cosas como esas y finalmente trajeron a un líder que no conocía a Dios: Acab, quien sucedió a su padre y su padre fue un impío, un hombre rico pero impío. Él cometió todos los pecados, más que cualquier otro antes de él. Pero Israel en su aturdimiento por la embriaguez puso a un hombre como ése y lo puso en el trono para que fuera su gobernante, creyeron que todo estaba bien, igual que muchos Americanos lo hacen hoy: “Es un buen político, entonces, ¿cuál es la diferencia? No habrá ninguna diferencia porque es un buen político”.
30Muchos Americanos, bastantes han vendido su primogenitura como Americanos y dicen: “¿Cuál es la diferencia, mientras uno pueda recibir unos dólares extras del gobierno y vivir?” Se vendieron a su vientre, la codicia y al deseo de un mundo pecaminoso, olvidaron aquello por lo que llegamos a Plymouth Rock. Olvidaron nuestra herencia, fueron y se vendieron a las multitudes enloquecidas de placer. Como fue en los días de Israel, así ha sido hoy. Los Estados Unidos han tomado el mismo camino, la misma senda: “El placer”.
31Después de un tiempo el gobierno respaldó el pecado. Mientras tuvieran una sinagoga, ¿qué importaba? Exactamente eso es lo que los Estados Unidos han hecho. Comenzamos a organizarnos y a hacer pequeños grupos, más pecaminosos, más pecaminosos y más pecaminosos. Hubiéramos permanecido con los principios verdaderos por los que llegamos aquí… el pecado comenzó a meterse en las iglesias igual que lo hizo en aquel entonces; las mujeres comenzaron a cortarse el cabello, a usar ropa inmoral, haciéndolas mas cortas cada año y los hombres comenzaron a hacer esto, aquello y lo otro, jugando cartas y haciendo juegos de canastas en la iglesia, tan mundanos como eran, locos de placer, aturdidos por la embriaguez.
32Ministros graduándose en el seminario, el obispo diciendo: “Muchachos prediquen lo que deseen; hasta donde yo sé la Sangre de Jesucristo se secó hace novecientos años”. Al punto que la iglesia llegó a ser nada menos que una organización como una logia… Que Ud. nunca olvide esta tarde. Se convirtieron en una logia y el mundo comenzó a meterse; los ministros comenzaron a comprometerse como lo hicieron en los días de Acab. Un hombre pecaminoso, corrompido hasta la médula y así siguieron hasta donde pudieron. A pesar de que Dios les envió profeta tras profeta y con tiernas misericordias le rogó a la gente, pero ellos le dieron la espalda. Lo querían a su manera, eran Israelitas, eran libres, eran una gran nación, sus primeros padres hicieron tal y tal, (David y Salomón) podían hacer lo que quisieran. Exactamente en lo mismo que nos hemos basado nosotros, lo que Washington y nuestros primeros padres, lo que ellos defendieron… Pero hermano, estamos muy lejos de esas cosas, nuestras iglesias están a millones de millas.
33Vea lo que es la iglesia Metodista de hoy y lo que fue; lo que hoy son los Pentecostales y lo que fueron; lo que son los Bautistas hoy a lo que fueron. Tuviéramos tiempo para regresar y hablar de John Smith y muchos de los reformadores. Antes de morir John Smith dijo: “Lo horrible es que las mujeres Metodistas están comenzando a usar anillos de oro en sus dedos”. ¿Qué diría hoy al verlas con su cabello cortado, la cara toda pintada y usando pantalones cortos? Eso es debido al pecado. ¿Qué ha hecho Dios en los Estados Unidos? Ha enviado avivamiento tras avivamiento, avivamiento tras avivamiento; los ministros han predicado la Palabra y han tratado de traer la gente de nuevo a Dios, y ¿qué hicieron? Lo mismo que hizo Israel, los menospreciaron, se burlaron de ellos, los llamaron fanáticos y los pusieron presos.
34Si alguna de mis hermanas y uno de mis hermanos de esta iglesia hoy, se hubieran levantado en ese hotel anoche y hubiesen levantado sus manos glorificando a Dios y gritando en esa habitación, estarían presos hoy por eso. Pero un grupo de idiotas borrachos y aturdidos que no son santos rodadores, pueden levantarse allí y gritar toda la noche, emborracharse y maldecir, quitarle la ropa a esas mujeres, armar un alboroto, tirarse al piso, gritar toda la noche y de eso no dicen nada. Con razón estamos sentenciados por la mano de Dios.
35Fíjense, una y otra vez Dios ha enviado ministros, ha hecho señales y maravillas probando Su Palabra. Y la mayor parte del asunto, muchos religiosos modernistas la han rechazado y se han burlado de cada avivamiento. Tales como los así llamados Iglesia de Cristo y otros diciendo: “Los días de los milagros han pasado”. Haciendo todo lo que pueden para alejarlo de ese pequeño remanente de Dios. Como fue en Israel así es hoy. Muchas veces Dios tiene que sacar a Su pueblo de esas organizaciones y denominaciones y llevarlos solos al desierto para hablarles. Él va a tener un remanente, no se preocupe Ud. por eso; en aquel entonces lo hizo y lo hará ahora. Una y otra vez se metieron en el pecado, andando entre cosas, ¿por qué? Es su liderazgo y no hay nada que los detenga.
36Bueno, con honestidad, yo sé de muchas naciones que si atraparan a la gente en la calle vestida como lo hacemos aquí en los Estados unidos, los meterían presos. Cuando fui a San Ángelo, en Roma, ahora piensen lo bajo que es, tenían puesto un aviso cerca de la Catacumba de San Ángelo que decía: “Con las mujeres Americanas, por favor vístanse y honren a los muertos”. Si hay algo que lo enferma a uno es ver llegar a un grupo de así llamados Americanos. Un día yo estaba sentado con el Hno. Arganbright en Lausanne, disfrutábamos de un bistec; al siguiente día regresamos porque la comida era buena, allí podía conseguir agua porque no servían nada más que vino y allí servían agua. Tenía que cargar una jarra de agua debajo del brazo todo el tiempo, porque no le sirven a uno agua en la mesa. Entonces fui allí y todo estaba bien hasta que llegó Miss América con un perrito de raza Poodle, sucio y con la nariz tiznada y ella llevaba suficientes joyas baratas puestas y un cigarrillo en la punta así. Luego se sentó aparentando algo que no era y sentó al perrito sobre la mesa.
37Una cosa sucia e inmunda, un perro es lo peor a lo que Dios se refiere. Aún los diezmos de ellos no se podían pagar en la Casa de Dios. Igual es con los diezmos de una ramera. Eso es lo que dice la Biblia y sin embargo allí lo tienen. Practican el control de natalidad y pagan casi mil dólares por un perrito, lo pasean y le dan amor como a un niño, para poder andar toda la noche fuera y practicar el control de natalidad. ¿Qué nos espera sino el caos? Tal vez Uds. no vuelvan a oír mi voz, pero quiero que recuerden: “Estamos en el fin”.
38Allí hallamos qué fue lo que sucedió. Finalmente llegó el gran momento, Acab fue elegido y cuando resultó nombrado, se casó con Jezabel, aquella mujer corrompida que llevó a todo Israel a la idolatría. ¡Cómo Israel hizo entonces! Pues debieron andar descarriados para permitir que algo así sucediera en su nación. Las leyes son hechas por la gente para la gente y nosotros hemos hecho lo mismo. Hubo un tiempo cuando América no tenía… Sabían mejor que elegir a la antigua ramera, la ramera que bebió la sangre de los mártires y los mató… la razón por la huyeron aquí por libertad, es porque no toleraban nada de eso. Eso demuestra que estamos en una condición descarriada, una nación entera que elija tal cosa. Oh, por supuesto que ahora algunos de Uds. buenos Demócratas pensarán que: “Bueno, él será un buen líder político”. Eso le podría sonar muy bien a los razonamientos de la mente carnal, pero para la Palabra de Dios y la mente espiritual, no tiene sentido. Ciertamente que no. Unos dólares extras y los recortes de impuestos o algo así. Estamos en un momento difícil con los misioneros en el campo hoy, porque ahora somos estimados como una nación Católica. Pues, seguro que Rusia es considerada Comunista porque tiene un líder Comunista; la China Roja es considerada Comunista por tener un líder Comunista y nosotros somos considerados Católicos porque tenemos un líder Católico.
39Oh, cuando Acab estaba en el trono… Ud. dirá: “Está en el trono”. Correcto. Pero Jezabel era la cabeza detrás de ese trono, ella era la que dirigía; fíjense cómo tomó las leyes de la tierra y las torció para su propia ganancia y codicia e hizo que Acab lo hiciera porque ella estaba casada con él. Así sucede con nuestro líder hoy. Yo no digo que él no sea un buen hombre, pero vean quién está detrás de él: “La ramera”. Lo mismo por lo que huimos hasta aquí para ser los Estados Unidos. Los mismos principios sobre los cuales están fundados los Estados Unidos… Nosotros, por escogencia propia, elegimos algo así. Ahora ven por qué mi voz será silenciada muy pronto, ¿alguien lo sabrá? Sí. ¿Por qué? Apocalipsis 2:20. Ella se llamó a sí misma profetisa. Observen la ola de pecado que ocurre ahora, observen que va directo al centro. Observen el modernismo y fíjense en las cosas impías que tienen lugar en las iglesias. Finalmente vendrá una persecución, lo dice la Biblia. Así dice el Señor. Ciertamente la habrá.
40Entonces, ¿Qué va a suceder? Igual que en aquel entonces, así será ahora. Ella [Jezabel] era el poder tras eso, era ella la que controlaba. Lean el verso, creo que es el 4 del capítulo 18, encontrarán lo que hizo Jezabel, cómo tomó a Acab y él no pudo decir nada porque ella era su esposa. Fíjense sobre qué fue establecida esa nación en aquel entonces, sobre un Israelita descarriado con una esposa pagana tras él que adoraba a los Baales. ¿Que hizo ella? Finalmente hizo todo muy moderno, tan bonito, no había problemas para la gente, hasta el punto que la iglesia entera fue engañada, predicadores y todos. ¿No dijo Elías: “Señor, yo solo he quedado?” Ayer fue un paralelo de hoy.
41Todos tenía miedo de decir algo, ¿no es casi igual hoy? Tenían miedo de decir algo. Hallamos entonces que ellos andaban libres a la ventura, borrachos, armando alborotos, locos de placer y todo lo demás, igual que hoy. Era Jezabel torciendo las Escrituras. Recuerden que Jezabel se llamó a sí misma una profetisa para sujetar al pueblo y hoy ella dice que es la única voz de Dios sobre la tierra. Ella hará que la mente carnal crea eso de una manera muy cierta. Vendrá la adoración a una mujer en los Estados Unidos y esa será María. Yo lo vi en 1931. Sucedieron siete cosas. Aquí las tengo anotadas, las anoté en 1931. Como dije: “Este presidente Franklin D. Roosevelt, hará que todo el mundo... ayudará a hacerlo, enviará al mundo a la guerra”. Todavía no habían llegado a la guerra, durante el tiempo de la depresión. Dije: “Otra cosa…” Mi mamá quien era una Demócrata, ¡si no me miró con dureza cuando dije eso! Pero lo dije: “No importa si hay un Republicano, Socialista o lo que sea, esto es Así Dice el Señor”. Dije: “Al hacer esto, le están permitiendo a las mujeres votar y cuando lo hagan cometerán una de las peores desgracias que haya cometido esta nación. Algún día pagarán por eso”. Y lo hicieron en estas últimas elecciones, ellas fueron quienes lo eligieron, las mujeres.
42Uds. amadas personas de color en el Sur, ¡cómo votaron! Ud. dirá: “Ud. no tiene que decir estas cosas en el púlpito”. Oh sí, esta es la Palabra de Dios y la sangre de Abraham Lincoln quien los libertó, está en el vestido de una mujer en aquel museo y Uds. ¿qué hicieron? Vendieron su primogenitura, debería darles vergüenza, por política, porque es un buen Demócrata votó por algo así y vendió su primogenitura de Americanismo y Cristianismo, para dárselo a la ramera que gobierna en esta nación, que nos hizo lo que ahora somos. Fíjense cómo ha estado trepando con mucha facilidad, al punto que ahora está en el trono. Seguro. En el trono de la Casa Blanca.
43Vigilen. ¿Vieron el otro día lo de las escuelas Católicas y Protestantes? Respalda a las Católicas pero no a las Protestantes. Oh hermano, tengan cuidado con una ola de cosas que vendrá ahora. Fíjense, al hacerlo vean qué sucedió. Todo este pecado se estaba acumulando, llegó a un punto que atrapó a la nación en esa posición trastabillante. Hace unos años, cuando los Pentecostales aparecieron por primera vez, eso salvó a la nación hace unos años, cuando Al Smith iba a gobernar. En ese entonces los Estados Unidos sabía más. Pero los Pentecostales se volvieron tan mundanos que fueron y vendieron sus derechos como Cristianos a la política y su política está primero que la Biblia. Oh hermano.
44Ahora, un momento y vean cómo termina esto. Hallamos las cosas que hicieron, vemos que es un paralelo exacto, pecado por todas partes. Llegó Jezabel y los encantó a todos. Fíjense, finalmente comenzó a construir grandes santuarios a los Baales, ¿es cierto eso? Y los sacerdotes de Baal se congregaban de todas partes para entrar a aquel lugar y comenzaron a contaminar la tierra con la adoración a Baal. Vean cómo han hecho, vean cómo se han mezclado, vean todas las cosas que han hecho y vean dónde están hoy. Vean al Catolicismo cómo está devorando, devorando, devorando; casándose, rompiendo esto. Exactamente lo que Daniel dijo que harían: “Hierro y barro no se mezclan”. Pero están entremezclando sus simientes los unos con los otros, despedazándolo todo. Toda joven Protestante que se casa con un joven Católico tiene que criar sus hijos Católicos. Así casándose, entremezclándose hasta que llegue a un punto donde todos los Estados Unidos estén carcomidos.
45¿Qué vamos a hacer nosotros como misioneros que vamos a libertar en Suramérica y todas las partes del mundo? Tommy Osborn y otros están tratando de sacar a la gente de ese paganismo y ellos [los paganos] pueden señalarnos con su dedo que nosotros elegimos a nuestro líder y es lo mismo. ¿Qué le va suceder a este mundo? Esto debería sacudir a toda persona aquí. ¿Cómo vamos a responder? ¿Qué les dirá el misionero cuando le digan: “Tú viniste a libertarnos de eso y tu propio pueblo puso la misma cosa en su oficina allá sobre el trono?”
46Revisen las páginas de la historia, retrocedan y vean si es absolutamente, casi inconstitucional que sea. Hace años no lo harían, pero hemos vendido nuestros derechos Cristianos a la política y así fue como se metió el diablo. Acab no era otra cosa que una figura para Jezabel. Eso es lo que todo esto será, sólo una figura. Él no hará lo mismo pero ese sistema tras él lo llevará a eso. Eso es exactamente cierto. Pellízquense sus conciencias Uds. Cristianos. Despiértense, es más tarde de lo que creen. La condición en la que estamos y la condición en la que ellos estaban y cómo se libraron...
47¡Cómo debió haber llorado el gran corazón amoroso de Dios, sollozando mientras veía Sus misioneros! Los había hecho ejemplos para todas las naciones que venían de todas partes, porque Dios los había bendecido, viéndolos en unidad, espiritualmente sirviéndole a Dios. Y pensar luego que Él anhelaba verlos volver a su primer amor y hacer lo correcto, pero continuamente se apartaban más y más, hasta que finalmente llegó Jezabel. Eso es exactamente lo que hemos hecho: “Nos hemos alejado de los principios de Cristo”. Cuando Dios envió a Sus ministros por toda la nación y predicaron santidad, los Peregrinos de la Santidad, Los Nazarenos, Los Pentecostales, ellos decían: “Vuelvan a Dios, Vuelvan a Dios”.
48Y las antiguas iglesias establecidas se rieron e hicieron burla. Muchos de esos creyentes modernos condenaron todo lo que aquellos hombres hicieron y dijeron que eso era del diablo. ¿Qué produjo eso? La iglesia comenzó a escucharlos, la mayoría comenzó a prestarles atención. Lo primero que uno se da cuenta es que si la mujer Católica podía usar ese tipo de cosas, las Protestantes también. Si la iglesia Católica lo podía hacer, la Protestante también podía. Entonces, si podían los Metodistas, ¿qué de los Bautistas? Y si podían los Bautistas, ¿qué de los Pentecostales? Vea, a eso es que lo llevan los sistemas hechos por el hombre. ¡Aleluya! Eso es verdad. Por eso es que estoy en contra de eso, porque la Palabra de Dios está en contra del sistema hecho por el hombre, Dios está en su contra, Su Palabra está en contra de eso, también Sus profetas estarán en su contra, Sus verdaderos siervos estarán en contra de eso y todo el que sea nacido del Espíritu de Dios estará en su contra. Vean cómo acabó Israel, cómo flotaron con la corriente hasta que finalmente llegó Jezabel. Vean cómo han acabado los Estados Unidos, han flotado con la corriente del mundo hasta que finalmente Jezabel se apoderó del trono. Correcto. Ahora, en realidad Jezabel no estaba sobre el trono de Israel, pero ella era la cabeza principal detrás del trono. Y la Iglesia Católica no está sobre el trono de los Estados Unidos, pero es el sistema detrás de éste, porque él está casado con ella y la Biblia dice que en este país se le haría una imagen a la bestia.
49Oh hermano, ¿qué es lo que pasa con...? Bueno yo sé lo que es. La Biblia dice que ellos llegarían a esta edad de Laodicea y es allí donde estamos. Podrían odiarme ahora, pero un día no lo harán cuando se enteren de la verdad. Uds. pueden estar en desacuerdo, pararse y salir del auditorio zapateando, eso sólo demuestra su ignorancia, pero algún día se darán cuenta, algún día desearán y sabrán que esto es la verdad. Digo esto en el Nombre del Señor, me pongo a mí mismo como blanco, lo que finalmente me llevará a la tumba. Seré un testigo hasta que muera, si Dios me ayuda. Correcto.
50Aquí estamos en esta condición en que nos encontramos hoy, todo continúa de esa manera. Israel... como actuó Acab, una figura representativa para Jezabel porque estaba casado con ella. Los Estados Unidos, nuestro líder... ¿Saben que nuestro líder es un hombre rico? ¿Cuántos saben eso? Un multimillonario. Alguien dijo en una revista, en radio o televisión, en algo, Jack Benny o alguien hizo un... creo que fue Ernie Ford, alguien dijo que su padre lo ayudó a conseguir dos propiedades que no poseía, era dueño del resto. ¿Cómo lo consiguió? ¿Cómo recibió ese dinero? Por medio del comercio de whisky y licor, por eso fue que recortó los impuestos al whisky y esas cosas. Eso fue lo que lo hizo un hombre rico. Lo mismo que dañó a nuestra nación, lo que corrompió la mente de nuestra gente, lo que hace que nuestros hijos sean borrachos y que nuestras hijas sean prostitutas, el dinero proveniente de eso fue lo que lo hizo un hombre rico.
51Es lo mismo en ese viejo sistema Jezabelino, el mismo que persiguió a nuestra gente, el que los envenenó en el Romanismo y los quemó, los descuartizó y les hizo de todo; la Biblia dice que la misma sangre de los mártires se halla en ella. Allí están casados y nosotros los Americanos seguimos dando traspiés: “Oh bueno, tenemos unos dólares demás y la estamos pasando bien. Mucho mejor que el resto de los demás países”. Pero hermano, espere un momento, vamos a tomar letra por letra ahora durante los siguientes minutos, para ver qué sucedió.
52Los predicadores siguieron adelante, comprometidos con ellos, siguieron con ellos y con todo el sistema. Todo el sistema Israelita siguió con Jezabel. Tenían una apariencia, sí; y ¿no nos dice la Biblia que en estos últimos días tendrán una apariencia de piedad? Hermano, todas las profecías están cumplidas, estamos en el fin. Nacionalmente estamos en el fin; espiritualmente estamos en el fin, todo sistema ha llegado a su fin, lo que sigue es la Venida del Señor y la translación de la Novia.
53Dios envió cada señal y maravilla, hizo todo lo que pudo tratando de atraer a la gente y constantemente ellos siguen metiéndose más. Fíjense en este pueblo aquí, miren esta tierra con decenas de miles de Pentecostales; y por pararse en la Verdad, ¿dónde están esta tarde? Porque alguien les dijo que no cooperaran con la reunión. Uds. pobres, deliberados... Dios tenga misericordia de Uds., es lo único que puedo decir. Cuando Uds. Cristianos ya no tienen más carácter [espinazo] sino eso, tienen un cartílago en vez de espinazo. Correcto. Lo que necesitamos es predicar el Evangelio con dentadura para hacer pedazos el asunto. Pero ellos siguieron igual como lo demás, entonces uno se pregunta por qué nos escandalizamos por eso.
54Todo esto pasó en Israel. Finalmente un día un tipo de aspecto velludo salió del desierto caminando pesadamente, era Elías el Tisbita. Él no salió de alguna de sus denominaciones, salió del desierto. El no tenía nada que ver con ellos, él era un profeta del Señor. Hermano, él sacudió aquel reino de Jezabel con todo lo que tenía, lo aborrecían, no recibía ayuda; eso se los garantizo. La Biblia dice que no. Cierto. Él hizo arder a aquellas Jezabeles de cara pintada, me imagino. Él le puso el hacha a la raíz de los árboles como lo hizo Juan, las astillas cayeron donde querían, pero él la puso allí. Él estremeció la nación mostrando que estaban equivocados y tratando de traerlos de nuevo a un Dios Vivo y Verdadero, de vuelta a Su Palabra en vez de una adoración Jezabelina.
55¿Qué hicieron ellos? ¿Lo recibieron? No. Lo aborrecieron pero su palabra salió de todas formas porque él tenía un Así Dice el Señor. Dios obraba en él y mostraba que era un profeta ungido porque las cosas que decía ocurrían. Y todo lo que hacía demostraba que era profeta de Dios; pero ni aún así creían porque él acabó con sus casas de juego y les dijo que estaban errados. Acab era un inexperto. Cierto. Se dan cuenta que ellos no le creían pero él predicaba igualmente. Ningún predicador estaba de acuerdo con él y él dijo: “Yo solo he quedado Señor, míralos ni siquiera... nadie va a cooperar”. Pero tenía una misión que cumplir y la cumplió; él tenía la Palabra del Señor: “Así Dice el Señor”. Y atacó a la nación, atacó la iglesia, atacó todo lo que había y Dios estaba con él.
56Se nos ha prometido que él [Elías] regresará en los últimos días a este país también. Yo sé que Jesús en Mateo 17, cuando le preguntaron: “¿Por qué dicen los Escribas que Elías...? Fíjense lo que respondió: “A la verdad Elías vendrá primero”. Pasado, presente y en tiempo futuro, pero entonces puso a Juan como ejemplo. Juan no era Malaquías 4, Juan era Malaquías 3: “He aquí envío mi mensajero delante de mí para preparar el camino”. Pero en Malaquías 4 dice: “Antes que venga el día grande y terrible de Jehová, cuando toda la tierra será quemada como paja, antes de ese día enviaré a Elías”. Y ese no fue Juan porque el Señor no quemó la tierra cuando vino Juan; y si se dan cuenta en el último capítulo, el último verso, dice: “Y él (vean cómo habla) hará volver el corazón de los padres a los hijos y de los hijos a los padres”.
57Fíjense ahora. Vino el primer Juan, el primer Elías, ¿qué fue lo que hizo? Vino y trajo un Mensaje y convirtió los viejos y duros corazones ortodoxos a la fe de la joven iglesia, los hijos. Pero cuando venga el siguiente Elías en el tiempo del fin, él irá y tornará el corazón de los padres, mejor dicho el de los hijos y los convertirá a la fe de los padres Pentecostales. ¿Ven la diferencia? El no será uno de esos así llamados... que tenemos hoy, él volverá a Hechos 2 y comenzará desde allí. Predicará el Evangelio no adulterado, igual como hizo Pedro en el día de Pentecostés, porque lo que él dijo en Pentecostés está vindicado por todas las demás Escrituras. No se mezclará con alguna denominación. Cuando venga Elías, aborrecerá a las mujeres como lo hizo Elías, a las malas mujeres, como lo hizo Juan. Amará la soledad como ellos y no perdonará. Estamos esperando que venga y vendrá, Dios dijo que vendría y estará aquí.
58Yo creo que el Mensaje que tiene hoy precursará esa gran venida. Sí señor. Ya está en camino, ya nació, igual que Elías aparecerá del desierto, se manifestará en alguna parte. Predicará Hechos 2, llevará la fe de aquellos padres Pentecostales de vuelta a la fe de estos hijos Pentecostales a la fe de los padres Pentecostales. Regresará a Hechos 2, a Hechos 2:38, todo eso. Traerá el Evangelio real y sin adulterio; no tendrá nada que ver con Jezabel y su sistema. Será un siervo de Dios, seguro que sí. La Biblia dice que vendría, profetizaría y presentaría su Mensaje en la cara de estas Jezabeles, igual que lo hizo Elías en el principio en Israel. Lo aborrecerán y no cooperarán con él, no, no. Él vendrá, Dios lo prometió y él aparecerá en escena, le predicará a la iglesia Elegida como dice que lo haría, sacudiendo a esa Elegida, sacudiéndole el barniz, el mundo y demás cosas, limpiándola, hirviéndola y juntando la iglesia como un pueblo.
59Yo sé que Uds. dicen: “Esa es mi denominación”. Hermano, Ud. está equivocado. Juan vino como un sistema de un sólo hombre para presentar a un Hombre, Jesucristo. Y Elías no será un sistema, será un hombre. Jesús así lo dijo. Él será un hombre ungido por el Espíritu Santo y no introducirá a tres o cuatro dioses sino presentará a Uno: “El Señor Jesucristo”. Porque su Mensaje sacudirá de vuelta a los hijos Pentecostales a la fe de los padres nuevamente. Recuerden hermanos, si yo dijera estas cosas para ser rudo, necesitaría estar en el altar. Les estoy diciendo: “Esto es Así Dice el Señor”. Si Dios no ha vindicado que les he dicho la Verdad en toda la nación y alrededor del mundo, entonces díganme dónde estuvo el error. Yo les estoy diciendo la Verdad. Regresen a Dios rápidamente. Salgan de esos sistemas, porque la Biblia dice en el Libro de Apocalipsis que la jerarquía Católica Romana es una ramera y madre de rameras. ¿Eso qué es? Iglesias, sistemas.
60¿De dónde salieron la iglesia Metodista y la Luterana? ¿De dónde salieron los Metodistas, Bautistas y todas las organizaciones? Dios nunca organizó una iglesia. La iglesia Católica dice que ellos comenzaron allá cuando Jesús organizó la iglesia. Yo quiero la página de la historia o de la Biblia, jamás hubo una organización durante los siguientes trescientos seis años. Después de la muerte del último apóstol, entonces formaron el Concilio de Nicea e hicieron una organización. Cuando salió Lutero… Él fue un gran hombre de Dios, pero tan pronto se fue, aquel grupo de gente fue y formó otra organización. Entonces el Espíritu Santo fue a John Wesley, él nunca organizó nada; pero después que partió ellos se organizaron. Luego el Espíritu Santo vino a los Pentecostales, ellos salieron de los Metodistas ¿y qué sucedió? Ellos se organizaron.
61Pero habrá un sistema de un hombre que vendrá con el Poder y la unción de Elías para cumplir la profecía. ¡Aleluya! Él lo sacudirá. Recuerden que él les profetizó, les declaró todas las cosas y Dios obró a través de él. Pero su Mensaje final fue un ataque a la Casa Blanca. Cuando Juan vino, su Mensaje final fue un ataque a la Casa Blanca de aquel día. El Mensaje final de Elías cuando anduvo por aquel camino en aquella mañana, después de haber estado en la Presencia de Dios, estaba todo velludo, su cabeza calva le brillaba, sus patillas se le movían, aquellos pequeños ojos brillaban con la gloria de Dios, aquel báculo en su mano y sus pies tan firmes como podían estar. ¿Qué estaba haciendo? Andando desde Samaria hasta aquella misma Casa Blanca, diciendo: “Así Dice el Señor”. Sin temor. Las iglesias lo habían rechazado, el pueblo lo había rechazado, así que ahora le da su ataque final a aquella Casa Blanca.
62Entonces, ¿qué sucedió después? Pongan atención. Después de aquel ataque su voz se sosegó, ya nadie más lo escuchó. Dios lo sacó de la escena y le dijo: “Elías, tú le has dado a conocer tu Mensaje a todo Israel, ya lo conocen. Ahora ven al desierto, apártate de ellos, sepárate porque voy a hacer algo, les voy a mostrar qué es rechazar mi Mensaje”. ¿Qué comenzó? Guerra, escasez y hambre. Así Dice el Espíritu Santo, vigilen lo que viene. Vean lo que sigue. Hubo hambre y habrá hambre. ¡Oh! Quizás no de pan sino de oír la Palabra de Dios y Su Verdad. Todas las iglesias se unirán e irán directo a eso por igual, ya han sido devoradas por eso.
63¿Qué hizo Elías? Encontró un manantial escondido allá arriba en la montaña donde consiguió agua de Vida, revelaciones Divinas de parte de Dios mientras estaba bajo el Poder de Dios. Siendo las revelaciones un pequeño manantial escondido, mientras que los demás estaban pasando hambre. Dios bendiga a Sus siervos. Aquellos cuervos le llevaron algo de comer mientras estaba aislado de la gente. Allá estaban ellos con hambre de un avivamiento y todo aquello sucediendo, decían: “Ya no se oyen sus avivamientos en… ¿dónde estará aquel anciano fanático que andaba destrozando nuestras organizaciones? ¿Dónde estará ahora?” No lo sabían. Él se apartó con Dios a un lugar aislado donde no escucharían su voz. Entonces comenzaron a entender.
64Cuando Dios envía un Mensaje y le habla al pueblo pero ellos no lo reciben, entonces Él retira a Su siervo y envía Sus plagas: “Hambre, muerte, hablando espiritual y físicamente también”. Vigilen una depresión hermano. Ud. cree que ha visto algo, espere un poco. No ha visto nada. Ud. cree que está agonizando por un buen avivamiento espiritual, espere un poco. Espere, anhele y clame por oír la Palabra de Dios. Así dice la Biblia. Habrá hambre en los últimos días dijo el profeta y no de pan o agua solamente sino por oír la verdadera Palabra de Dios. Pero esa voz será sosegada en el desierto en alguna parte, escondido. Él le ordenó a los cuervos, Sus siervos, benditas sean esas aves, Sus siervos, que mantuvieron viva la voz de Elías durante el tiempo de su aislamiento de la iglesia. Los cuervos le llevaron carne y pan en la mañana y carne y pan por la tarde y bebía de la pequeña fuente, mientras los demás allá se las arreglaban sin ninguna comida espiritual ni agua.
65Entonces un día cuando el pecado había hecho su trabajo y Dios había puesto a Su pueblo de rodillas… Jezabel tomó todo, limpió todo y lo hará de nuevo. Eso es Así Dice La Santa Biblia de Dios. Lo hará de nuevo. Ahora ya está en el trono, detrás de la figura moviéndole como quiere y nadie la va a detener. Cierto, nadie la va a detener ahora, porque lo que ellos no pudieron conseguir en el ámbito religioso, lo consiguieron en la política y allí lo han hecho. Eso es exactamente lo que han hecho. Por lo cual la política será exactamente un boicot de vuelta a la marca de la bestia, tan seguro como estoy parado aquí. ¿Entienden? La Biblia lo dice.
66Sé que se nos hace tarde, me daré prisa. Si el Señor me lo permite tengo que decir esta última palabra. Fíjense, Elías se quedó allí hasta que Dios lo movió, él no tenía avivamientos, no predicaba contra eso ni nada, simplemente estaba allí solo con Dios en el desierto, porque él era un hombre del desierto. Él se crió en el desierto, como también Juan se crió en el desierto. Se fue al desierto solo con Dios, se alejó de la iglesia después que dar su Mensaje y la iglesia lo rechazó, lo rechazó. Finalmente las organizaciones no hacían nada y él tuvo que retirarse. Dios lo sacó de la escena y se lo llevó al desierto y le dijo: “Ven acá, ya ellos no escucharán; ven, y dejaré caer mis juicios sobre ellos”. Oh sí. Él estará aquí uno de estos días, Uds. vigilen.
67Luego después de los días de su profecía, ¿qué sucedió? La iglesia enflaquecía, el gran terror de Jezabel, ella los absorbió, los atrapó, los absorbió, hizo huertos y todo lo demás. Pero un día Dios lo sacó de nuevo. Aquí viene. Pongan atención ahora y no se enojen conmigo. Les estoy diciendo el: “Así Dice el Señor”. Cuando él apareció, ¿qué hizo Dios? Lo envió a una viuda. En una ocasión ella tuvo el poder de un hombre sobre ella, pero se necesitó de la muerte para dejarla libre y pudiera creer la Palabra del profeta. ¿Se dieron cuenta de eso? Ella tuvo un esposo que la guió por aquí y por allá en una de esas escuelas. Pero durante la gran sequía él había sido consumido, la muerte lo atrapó y ella ya no estaba ligada a ninguna organización. Ahora estaba lista para oír la Palabra del Señor. Una mujer, simbolizando a la iglesia, era una viuda, su esposo la organización, había muerto y ella apenas estaba sobreviviendo. Pero Dios dijo: “Ve a ella, ella te oirá, yo se lo he ordenado”.
68Oh, algunas veces creemos... Uds. los grupos pequeños que son tan fieles y hacen todo lo que pueden para tener una reunión tratando de mostrarle a la gente que sus corazones están bien y quieren que ellos se arreglen. Uds. creen que están pasando por un momento difícil, pero recuerden, Dios tiene Sus ojos sobre Uds.; Uds. lo aman, yo sé que Uds. lo aman a Él; si no fuera así, no se sentarían aquí ni asistirían a ninguna parte. Dios tiene Sus ojos sobre Uds. Sí. Cuando él [Elías] fue, el esposo de ella ya había muerto, su organización había muerto y ahora ella estaba lista para escuchar la Palabra del profeta. Entonces cuando el profeta llegó a la puerta y le pidió un poco de agua, ella fue a buscársela y él le dijo: “Tráeme un poco de pan”. Ella se volteó y le dijo: “Vive el Señor que no tengo nada más que lo suficiente…”
69Parecía que había sido enviado a quitarle lo poco que ella tenía, pero era al contrario. Cuando ella estuvo dispuesta a dar lo que tenía para respaldar la Palabra, Dios la alimentó. Y si Ud. está dispuesto a dar el Espíritu que tiene, lo que el Espíritu de Dios le ha dado para respaldar la Palabra, entonces Dios lo mantendrá con vida. ¡Aleluya! ¡Oh, gloria a Dios! ¿Lo entienden iglesia? No crean que estoy fuera de mí, no lo estoy. Pero lo que Ud. tenga, lo poco que crea en Dios, la fe que tenga, póngala en la Palabra y no en una organización. Póngala en la Palabra de Dios y Él lo mantendrá vivo. Así que ella estaba lista, antes no podía porque no se lo permitían; pero ahora estaba lista. ¿Lo recibirá? Dios le puso un profeta en su camino. ¿Recibirá ella su Palabra? ¿Recibirá a este profeta? Sí. Lo hizo. Él le dijo: “Lo poco de vida que tienes ponla aquí, tráeme a mí primero”. ¿Qué sucedió? Cuando el resto del mundo estaba debilitado y agonizando de hambre, ella y su hijo, su casa, comían tres buenas comidas al día: “Revelación Divina de la Palabra”. Yo espero que entiendan amigos. ¿Qué sucedió? Él permaneció allí hasta que acabó el hambre, morando con aquella dama, esa Iglesia que lo recibió y creyó su Palabra. Él la mantuvo viva, mantuvo a la Iglesia viva con la Palabra del Señor, porque él dijo: “Así dice el Señor”. 70 No tenemos tiempo para entrar al resto del relato, Uds. saben, cómo tuvo que enfrentarse a Baal y lo hará uno de estos días, no se preocupen. Observen lo que sucede cuando viene caminando pesadamente desde aquel desierto, ¿qué sucedió? Cuando el buen profeta Elías, un verdadero siervo de Dios, llegó al final de su camino, Dios le dijo un día: “Elías, ya has predicado lo suficiente, has luchado contra Jezabel, contra toda sus pinturas y todo lo demás, así que ya es suficiente. Ve al Jordán”. Y allí va él. Se fue al Jordán y allí estaba la fría corriente cenagosa que bajaba, agua helada. De la misma forma todo hombre tiene que enfrentar el Jordán, la muerte. Pero cuando aquel gran siervo de Dios bajó al Jordán y su hijo junto a él… Su hijo en el Evangelio... Oh sí. Él era su hijo. “Padre mío, padre mío, carro de Israel y su gente de a caballo”. Cuando él y su hijo bajaban abrazados rumbo al Jordán, él [Elíseo] observaba a su padre que se iría esa mañana.
71Cuando llegó al Jordán estiró su mano, se quitó de los hombros aquel manto de Poder y dijo: “Muerte, ya no puedes hacerme nada”. Golpeó el Jordán: “Ábrete que voy a cruzar esta mañana”. ¿Qué sucedió? Se abrió y se secó como el polvo. ¿Qué estaba haciendo el viejo profeta? Estaba mirando más allá del Jordán, él sabía que por allí había un carruaje con caballos esperándolo. Se iba a Casa, su obra había concluido. Su hijo en el Evangelio iba a ocupar su lugar.
72El otro día volvía a casa desde el Oeste, me acabo de acordar de esto, encendí la radio, había tenido que manejar tres días, unos 3.860. kilómetros yo solo. Encendí la radio y estaba escuchando una emisora de Río, Texas. Un caballero hablaba de un hombre de color que se alistaba para morir, tenía que llegar al río y decía: “Esas sandalias de oro que voy a ponerme para caminar por las calles de oro...” Aquel anciano de color había predicado toda su vida y lo único que él consideraba su consuelo era su banjo [instrumento musical] que colgaba en la pared. Se sentaba sobre las pacas de algodón y tocaba aquellos himnos, descansaba de su ministerio con el viejo banjo. Esa era su manera de descansar. Él decía que el viejo caballo sin cola que cabalgaba estaría allí con el carruaje. Yo pensaba en ellos. Él decía: “Oh, las sandalias de oro que me voy a poner para andar por las calles de oro”.
73Cuando él terminó de cantar yo apagué la radio y allí iba, sosteniendo el volante y dije: “Oh, eso es cierto. Yo también tengo que llegar allí. ¿Cuál ha sido mi consuelo? ¿Dónde hallo yo consuelo? En la soledad”. Tengo un viejo rifle llamado... cazo con él durante el otoño, es un .270, un Remington modelo 721 Un hermano me lo regaló hace años en California, he cazado con él durante años. Qué consuelo ha sido, porque sé que es una buena arma y es mi consuelo en la soledad. 74 Entonces me acordé de mi visión. Cuando fui allá y vi a toda mi gente, oí algo que relinchaba, ahí venía mi caballo Príncipe y puso su cabeza sobre mi hombro. Entonces pensé: “Sí, una de estas mañanas llegaré al río”. El viejo rifle que colgaba en la pared, no lo he quitado de allí desde el otoño pasado. Ese caballo que yo cabalgaba, Dios lo enganchará a mi carruaje esa mañana cuando llegue al río. Estaré parado allá al otro lado del río, Dios lo enviará, yo lo vi la otra noche. Él estará enganchado a mi carruaje una de estas mañanas. Me iré remontándome entre las nubes.
75Oremos. ¡Oh, ese Poder de Dios que voy a disfrutar mientras camine por las calles de oro! Sí. El viejo rifle que ahora cuelga en la pared ya no servirá de nada. Me pregunto si cuando llegue mi carruaje con mi caballo, el que vi en visión, estará enganchado a mi carruaje esa mañana mientras yo esté junto al río. Espero que sí. Quiero ser levantado y quiero que la iglesia también se vaya así y todos Uds. también.
76¿Les gustaría saber que cuando lleguen al Jordán...? ¿Rechazarán estos sistemas impíos del mundo y recibirán a Jesucristo como su Salvador? Si no es Cristiano quiere levantar su mano y decir: “Hno. Branham, ore por mí y cuando llegue al Jordán...” Dios los bendiga, Dios los bendiga. “Cuando llegue al Jordán quiero llevar el Poder del Espíritu Santo sobre mí, golpear las frías aguas y atravesar”. ¿Cómo puede Ud. sentarse bajo tal predicación y unción del Espíritu Santo, sabiendo que el Espíritu Santo me revela su condición y no levantar su mano? Eso demuestra que es hora para el viaje al desierto. ¿Habrá alguien más antes de orar? Sólo dos levantaron sus manos. Tres. Dios te bendiga hijo.
77Nuestro Padre Celestial... ¿Tres? Señor, será maravilloso si en aquel día ellos estén allá. Ruego que sí Señor. Ellos levantaron sus manos porque estaban convencidos que estos sistemas mundanos están agonizando y pronto las voces de la Palabra de Dios serán algo difíciles de hallar, Dios las quitará de la iglesia. El clamor, el llamado del Novio pronto saldrá y el sistema de Jezabel lo acallará. Pero ellos quieren vivir junto a aquel Manantial Escondido, igual que Elías, para ser preservados durante el tiempo del hambre. Dios, dales el Espíritu Santo ahora, llena sus corazones de gozo y paz, pon sus mentes en la Palabra de Dios para que puedan vivir ahora y de aquí en adelante, por siempre. Bendícelos Padre. Ellos son tuyos por Jesucristo nuestro Señor.
78Con nuestros rostros inclinados, los que levantaron sus manos y quieren aceptar a Cristo, ¿se pondrían de pie por un momento mientras oro por Uds. individualmente? Pónganse de pie. Oh Dios, ¿he fallado? Aún los tres que levantaron sus manos no tienen convicción para ponerse de pie y aceptar lo mismo que dijeron harían. Señor Jesús, encomiendo todo esto en Tus manos. Yo he predicado Tu Palabra y no me he comprometido con nada. Abandono la casa para ellos Señor. Tú haz lo que sea conveniente tanto con la iglesia y con Tu siervo, todo está en Tus manos. Padre, te pido que salves al perdido, llena los corazones hambrientos con cosas buenas, da vida eterna a los que tienen sed, levanta a Tus siervos para proclamar el Mensaje, sana a los enfermos y afligidos, recibe la gloria porque me encomiendo a mí mismo junto con Tu Palabra. Escribe Tus Leyes en mis manos, en mi corazón y en mi mente, por Jesucristo nuestro Señor. Amén.
79Cuando llegue al río al final del día... no quiero cantar eso... cuando parezca que todos mis amigos ya se han ido, habrá alguien esperando para mostrarme el camino. No tendré que cruzar el Jordán solo. Billy, ¿repartiste las tarjetas de oración? Me siento pesado. ¿Qué letra repartiste hoy? ¿La B? Repartiste las A también, ¿verdad? Muy bien. Llama primero a las B; tarjeta de oración B-1. Vamos a orar por su enfermedad. ¿Quién tiene la B-1? Tarjeta de oración B-1, alguien allá atrás, pase acá señora. La B-2, levante su mano. ¿Aquella dama? La número 3, B-3, ¿quiere levantar su mano por favor para que yo pueda ver...? La 3. La número 4, B-4. B-5, ¿quiere levantar su mano por favor? La B-5. ¿Aquel caballero? Muy bien. 6, 7, 8, 9, 10, 11, 12, 13, 14, 15.
80Bien, que todos los que tienen tarjetas B se pongan de pie... Cada misionero en el campo, donde envíen... Todos los que tengan tarjetas B pónganse de pie y ocupen sus lugares de acuerdo a sus números. ¿Quiénes serán los próximos? ¿La letra A? ¿Quién tiene la tarjeta de oración A-1? La A- 1, ¿dónde está? Seguramente está aquí. ¿La A-1? Han sido repartidas durante dos o tres días, por eso puede que no estén aquí. Todos los que tengan tarjetas de oración A, hagan fila por aquí. Vayan hacia la pared con reverencia. Quiero hablar por un momento con Uds. que no tiene tarjetas de oración, antes de dar comienzo a la línea. Ahora, los que tiene tarjetas ténganlas en sus manos para que los muchachos puedan recibir su tarjeta de oración. Uds. han estado esperando, llegaron temprano en la tarde para recoger sus tarjetas y tener el derecho de pasar en la línea. Yo les prometí orar por Uds. y ahora trataré de mantener mi promesa, que Dios me ayude.
81¿Es ese su hijo? Es un hombrecito bien parecido. Por favor discúlpenme. Esta dama aquí es el tipo de una verdadera Americana, su hijo tiene bragas y chaqueta a rayas. Es una mujer joven de cabello largo, bien vestida. Dios la bendiga a ella y su hogar, a su esposo y seres queridos. Realmente eso es Americano genuino con la palabra Cristianismo escrita arriba. Que nuestra tierra sea así por mucho tiempo. Perdóneme señora por decir eso, pero... Es para que la gente pueda ver que lo que yo creo es el aspecto de una Cristiana sin manicure, [maquillaje] como se llame esa cosa, una dama. Dios le bendiga Hno. Spaulding. “El Gran Sanador”. El gran Sanador está cerca, el compasivo Jesús.
82¿Creen en Él? ¿Creen Uds. que Él es el Gran Sanador? Sean reverentes por un momento, todavía nos queda un poco de tiempo, recorté un poco el Mensaje pero espero que Uds. hayan captado todo lo que se quiso decir. Crea con todo su corazón. Cuando todos estén formados. Alguien allá atrás que haga formar a la gente. ¿Muy bien? ¿Qué dice? Todos los que tienen tarjetas de oración están de pie. ¿Creen también Uds. que están allá afuera sin tarjetas de oración? Si tienen fe, Dios los llamará. Ahora, todas las tarjetas de oración en la fila.
83Aquella niñita sentada allá atrás con una pierna enferma, acá en este... ¿Crees que Dios te sanará? Si es así, ten fe y Dios te lo concederá. ¿Crees qué tu padre enfermo se pondrá bien? Si crees puedes recibirlo. ¿Qué de Ud. allá que ora por su sobrino que sufre de los nervios? ¿Cree que Dios lo sanará? Señora, la que está sentada allá, si cree lo puede recibir. ¿Creerán todos? ¿Cuántos de mis hermanos aquí son predicadores del Evangelio, predicadores del Evangelio Completo o lo que sean, que crean en sanidad Divina? Levanten sus manos. Me gustaría que pasaran acá y me ayudaran a orar por estas personas para que puedan entender que no soy sólo yo el que ora por los enfermos, Uds. también pueden. Pasen acá y párense en la plataforma. Eso es bueno. Gracias hermanos. Pasen adelante hermanos, vengan.
84¿Qué dice? [Alguien pregunta si es posible formar una doble fila] Sí, sí pueden. Formemos una doble fila justo aquí, estará bien. Eso está bien. Ahora, denle la vuelta a estos hermanos, de este lado, yo voy a hacer pasar a la gente por aquí. Algunos de Uds. pónganse por este lado, aquí si lo desean, permanezcan de pie por aquí. Eso es. Ahora con la audiencia, ¿ven a estos buenos hombres aquí? Son hombres que estarán de pie aquí y respaldarán este mismo Evangelio que yo estoy predicando. ¿Entienden? Han pasado aquí porque creen en esto. Uds., deberían estar orgullosos de sus pastores que se paran en esta plataforma después de una predicación dura y fuerte. Estos son hombres que tienen revelación y conocen, no soy yo en contra del hombre, algunas veces nos comprometemos en sistemas que nos hacen... Estamos en contra de esos sistemas, no del hombre que es siervo de Dios.
85Ahora, si hubiera discernimiento para todos los que están aquí, ¿cuánto tiempo creen Uds. que aguantaría yo? Me desmayaría cuando estuviera por el... después del sexto, después de cinco o seis, diez o un poco más. Tal vez a la mitad o a un cuarto de la fila ya estaría agotado y no se oraría por los demás. No podemos hacer eso. Pero no tiene que ser así. Ud. sabe cual es su problema, sabe lo que ha hecho, confiese ahora su pecado. Si alguno de Uds. tiene alguna partícula de duda en su corazón, sáquela ahora y dígale a Dios que lo perdone. Si no está bien con Dios, dígale a Dios que lo perdone. Si no lo hace y no está bien con Dios, pasar por aquí no le hará ningún bien. Sólo está perdiendo su tiempo. Eso es verdad. Ahora, ¿es cierto eso hermanos? Correcto.
86Fíjense aquí. Aquí está el Hno. Kidd. Hace como uno o dos años casi gasté las llantas del vehículo para ir adonde él estaba, se estaba muriendo de cáncer, iba a morir ese mismo día. Su esposa me dijo: “Deprisa que se está muriendo”. Cuando llegué, el Señor lo sanó y todavía está de pie aquí. Creo que ha ganado mucho peso. Es un veterano, Uds. saben, ese es el tipo de hombre del que hablaba hace años, los que predicaron, expusieron la Palabra y la gente se burló de ellos. Él y su esposa caminaban por los rieles del tren arriba en las montañas y en las minas de carbón, pero fueron echados, puestos presos y todo lo demás. Ese es el hombre que ha luchado por obtener el premio, ese es el tipo.
87Ahora hermanos, les diré que probablemente Uds. no tengan Espíritu de discernimiento. Eso no tiene que ser... Uds. entienden, no es necesario. Lo importante es que son hombres de la Palabra, son mejores predicadores que yo, porque yo no soy tan buen predicador. Son ungidos, cualquier hombre llamado a predicar el Evangelio está llamado a sanar los enfermos. La orden general es: “Id por todo el mundo y predicad el Evangelio a toda criatura, el que creyere y fuere bautizado será salvo... Estas señales seguirán a los que creen... sobre los enfermos pondrán las manos y sanarán”. Si Ud. es llamado para ser ministro, también está llamado a orar por los enfermos.
88La razón por la que hago esto es para que la audiencia pueda ver que no tiene que esperar a alguien especial, a Oral Roberts, Tommy Hicks, Tommy Osborn, a mí mismo o a alguien que venga para un servicio de sanidad. Quiero que ellos se den cuenta que Uds. son hombres de Dios. ¿Entienden? Y tienen tanto derecho a imponer las manos sobre cualquiera de ellos como yo o algún otro. Después de todo hermanos, como ministros Uds. saben que es la propia fe de ellos en Dios lo que hace la obra, ¿es verdad eso? Nosotros sólo ofrecemos una oración por ellos. Ud. dirá: “Hno. Branham, ¿está el Espíritu Santo allí con Ud.?” Sí señor. Para Uds. en la audiencia y en la línea allí, si creen con todo su corazón que Dios los va a sanar, levanten sus manos y digan: “Lo acepto”.
89Ahora, pase acá, hagan que esta dama pase acá. No la conozco, jamás la he visto. Si el Espíritu Santo me revelara para que mis hermanos aquí en la Presencia… Todos ellos están parados a mí alrededor y no sólo eso, mis hermanos están aquí y mi Señor también. Es el Señor de ellos también. Ahora, si Él me dijera lo que sucede con Ud., cualquier cosa que suceda, Uds. sabrán si es verdad o no. Quiero que la audiencia, deseo que la gente allá vea que el Espíritu Santo está aquí en la plataforma para dar discernimiento, pero eso no sana a nadie. Mas si Él me dijera algo de Ud. que Ud. lo sabe pero yo no, como a la mujer junto al pozo. No es el mismo tipo de caso, pero quiero decir que hay un hombre y una mujer que se encuentran por vez primera. Jesús era más o menos de mediana edad y aquella dama probablemente era una joven, quizás como Ud..
90Si Él quiere podría decirme por qué está Ud. aquí y cuál es su problema, ¿creería Ud. que tiene que ser Su Espíritu quien lo haga? ¿Creen Uds. hermanos que el mismo Señor Jesús está parado aquí? Uds. en la audiencia, ¿creen lo mismo? Uds. en la línea de oración, ¿creerían lo mismo y saben que estos hombres...? ¿Los habría yo llamado aquí si pensara que ellos no...? Después de predicar así y decir las cosas que he dicho, ¿haría pasar aquí arriba a hombres que no son dignos? Yo no haría eso. Estaría derrotando la misma cosa con la que estaba luchando. ¿Entienden? Yo creo en ellos, yo creo que son hombres de Dios.
91Ahora, vea que el Espíritu Santo está cerca. Es sólo para hablar con Ud., estoy tratando... Ud. dirá: “¿Qué está haciendo Hno. Branham?” Lo mismo que hizo Jesús con aquella mujer, Él le dijo: “Dame de beber”. Estaba tratando de hablar con ella un momento para ver cual era su problema. El problema suyo son los nervios, de eso es que está sufriendo. Si es correcto, levante su mano. Ahora, no parece, ¿verdad hermanos? No, pero ese es su problema. Ella ha estado así por mucho tiempo. Siempre cruzando sus puentes antes de llegar a ellos. Eso es cierto. Esa es su naturaleza, así es, nerviosa. Siempre imaginando que algo está por suceder, no es así. Algunas veces el diablo le dice: “Allí no hay nada, tú sólo estás descarriada, has cruzado la línea”. Yo no estoy leyendo su mente, pero estoy leyendo lo que... Yo sé lo que él [diablo] le ha dicho, porque veo lo que ha pasado por su mente.
92Jesús percibió los pensamientos de ellos. ¿Correcto? Bien, eso es lo que acaba de suceder ahora. ¿Cierto? Permítame decirle algo que debería saber. Ud. está parada aquí por alguien más. Correcto. Ese es el punto y no pudieron captarlo hasta ahora. Ahora, si el Señor me revelara por qué está Ud. parada aquí, que es por alguien más, ¿creerá Ud. qué yo soy Su profeta? Es por su mamá. ¿Cree Ud. que Dios puede decirme cuál es su problema? Bien, ella tiene problemas del corazón, presión alta, cálculos biliares y complicaciones. Correcto. ¿Verdad? Ese es el Espíritu Santo. Ahora, hay algo sobre mí y estos hermanos. Hay algo aquí ahora, es el Espíritu Santo. Uds. créanme mientras pasamos por la fila.
93Inclinemos todos nuestros rostros mientras oramos por estas personas. Ahora Padre Celestial, vamos a imponer las manos sobre estas personas y estoy orando por ellos. Aquí están de pie Tus fieles siervos y todos impondremos las manos sobre los enfermos porque Tú dijiste que lo hiciéramos. Lo vamos a hacer en el Nombre de Jesucristo. Que la gente no sólo pase sino que lo hagan para ser sanados en el Nombre de Jesucristo. Amén.
94El Señor les bendiga. Acérquense ahora. Sana en el Nombre del Señor Jesús. En el Nombre del Señor Jesús, sana a mi hermano. En el Nombre del Señor Jesús, sana a mi hermana. Un momento. Hermanos y hermanas, ¿por qué se gozan cuando aquella dama... durante el discernimiento y cuando pasan los demás, no sucede nada? La gente pasa y dice: “Si no hay discernimiento no recibiré nada”. Eso no tiene nada que ver con esto, Él está aquí, de todas formas cuando pase por aquí, hágalo con sus manos levantadas, diciendo: “Gracias Señor Jesús. Te acepto como mi Sanador e iré a uno de estos hombres para que me bautice, voy directo al bautisterio para ser bautizado, saldré sabiendo que Tú prometiste que yo recibiría el Espíritu Santo”. Vean, el discernimiento todavía está aquí, todavía está aquí. Es igual a... ¿Este caballero aquí...? Yo soy desconocido para Ud., ¿lo soy señor? Yo no lo conozco. Si Dios me dice cuál es su problema, ¿creerá que yo soy Su Profeta y Su siervo? ¿Lo hará con todo su corazón? Muy bien señor. Gracias señor. Ese es un buen espíritu, algo muy bueno. Después de todo Ud. está aquí por otra persona. ¿Eso es cierto? Es su nieto, tiene polio y el otro día se cayó y se fracturó la pierna. Eso es Así Dice el Señor. ¿Es cierto? Es cierto. Vaya, crea y él se pondrá bien.
95Ahora, pasen creyendo, todos. Pasen... [Los ministros oran por los enfermos en la línea de oración y se escucha al Hno. Branham decir: “En el Nombre de Jesucristo”. Mientras la gente pasa] ¿Todos...? “Benditos sean los lazos Que unen nuestros corazones en amor Cristiano Un compañerismo de mentes hermanas Como aquel de arriba ante el Trono de nuestro Padre Derramamos nuestra oración Nuestros temores y nuestras esperanzas Nuestras metas una son Nuestro consuelo y nuestro afán...” 96 Él te sustentará. Pequeño de Dios... niños paralíticos, ciegos... Ministros del Evangelio Uds. saben que nosotros no tenemos poder para sanar. Pero nuestro Gran Señor Jesús quien está presente aquí, puede hacer señales y reprender al demonio que lo tiene a Ud. atado. Reprendemos al diablo... condenamos... ciego... En el Nombre de Jesucristo el Hijo de Dios, le pedimos a Dios que les dé fe para creer porque la oración de fe salvará al enfermo y Dios lo levantará y estarán sanos de nuevo. Concédelo Dios Todopoderoso por el Nombre de Jesucristo. Ahora Uds. hermanos bajen de la plataforma y sigan orando. Los demás permanezcan en oración mientras los ministros están orando por él. Nosotros oramos e impusimos las manos.
97Padre Celestial... Para Uds. que están allá en la audiencia que no pasaron en la línea de oración, pongan sus manos sobre alguien más. Pongan sus manos los unos sobre los otros. Nuestro Padre Celestial, te presentamos esta audiencia mientras damos término a este servicio y a esta campaña bajo la bandera de Jesucristo, el Gran Sumo Sacerdote ungido de Dios, Enmanuel, vivo, resucitado de los muertos, vivo por siempre para interceder. Su gran presencia está ahora con nosotros y Su santo Poder está sobre nosotros para hacernos ver visiones, profetizar e imponer las manos sobre los enfermos. La Palabra infalible de Dios no puede volver vacía. Reprendo todo demonio de enfermedad, todo poder de pecado, toda incredulidad, que en el Nombre de Jesucristo sean expulsadas de la gente y queden sanos.
98Señor, bendice a estos hermanos ministros, mientras están reunidos con un solo corazón y en unanimidad, a todos los laicos de la iglesia. Oh Dios Todopoderoso, después de esto envía un despertamiento a Middletown, Ohio, Señor, que corra de un lado a otro, una unión de huesos Señor, tejidos y piel. Que el Poder de Dios levante aquí en esta ciudad una iglesia poderosa y unida que se extienda, una iglesia ejemplar para toda la nación, que la gente venga a esta ciudad para ver el Poder de Dios. Concédelo Señor. Sana a los enfermos y afligidos, salva al perdido y recibe la gloria.
99Concede que todos estos pañuelos y paquetitos que están puestos aquí... Te pido Señor que el Espíritu Santo esté sobre nosotros y en este edificio ungiéndonos, que cada uno de ellos sea sanado. En la Biblia está escrito que cuando Israel andaba en la senda del deber, camino a la tierra prometida y el Mar Rojo estaba en medio... Uno de los escritores dijo: “Dios miró a través de aquella Columna de Fuego y el Mar Rojo temió y se retiró e Israel fue a la tierra prometida”. Está escrito en la Biblia: “Deseo sobre todas las cosas que seas prosperado en salud...” Que cuando estos pañuelos lleguen a la gente, donde Satanás haya puesto un Mar Rojo delante de ellos, que Dios mire a través de la Sangre de Su propio Hijo Jesucristo y reprenda toda enfermedad de los que no pudieron venir aquí. Que las enfermedades desaparezcan, que le teman a la Palabra de Dios, a la Promesa de Dios y a la unción de Dios, que la gente entre a la buena Promesa de buena salud y fortaleza. Concédelo Señor. Lo encomendamos todo a Ti, en el Nombre de Tu amado Hijo, nuestro Salvador Jesucristo. Amén.
100Audiencia, Aquel que nos conoce a todos, Aquel que nos levantó para ser herencia Suya en el mundo y en Su iglesia, que las ricas bendiciones de Dios sean sobre todos Uds. hasta que nos veamos de nuevo. Mi siguiente culto, hasta donde sé, será en el tabernáculo el Domingo en la mañana, El Domingo de resurrección en la mañana. Luego iré a Illinois. Dios les bendiga, asistan a sus iglesias, asistan a estas buenas iglesias, mantengan sus corazones unidos. Permanezcan en la Palabra de Dios, vivan para Él, porque hay cosas horribles por suceder delante de nosotros. Recuerden eso.
101Hasta que nos reunamos, pongámonos de pie y cantemos: “Yo le amo, Yo le amo Porque Él a mí me amó Y me compró mi salvación Allá en la cruz”. Ahora con reverencia, estreche la mano del que está detrás de Ud., al frente y a su lado. “Yo le amo, (todos) Yo le amo, Porque Él a mí me amó Y me compró mi salvación, Allá en la cruz”. Ahora, con sus manos levantadas a Dios, canten todos muy fuerte: “Yo le amo, Yo le amo Porque Él a mí me amó Y me compró mi salvación Allá en la cruz”. Inclinemos nuestros rostros ahora: “Al venir Jesús nos veremos A los pies de nuestro Salvador...” (Recuerden, muchos de nosotros no nos volveremos a ver hasta ese momento:) “Reunidos todos seremos Un redil con nuestro Buen Pastor”. Tararéenlo ahora. [El Hno. Branham comienza a tararearlo] Con Uds. su pastor.