Photo

~ DIOS CUMPLE SU PALABRA ~
1[El Hermano Neville dice: "Dios le bendiga, Hermano Branham".-Ed.] Ore por mí. ["Amén".-Ed.]
2Buenos días, amigos. Es un privilegio estar aquí en esta mañana, en el servicio del Señor, y sentir esta maravillosa bienvenida y compañerismo. Significa algo para el corazón de un viajero, el sentir ese espíritu de bienvenida. Ud. sabe, le llega a Ud., y hay algo que nada ocupa su lugar. Y el estar en el tabernáculo otra vez, y también, en el servicio de nuestro bendito Señor.
3Y ahora tenemos servicio de dedicación de algunos niños, pero creo que tal vez vamos a hacer eso en unos momentos.
4Estamos acercándonos a la Pascua de resurrección, creo que cae por el veintiuno. Y estaba deseando estar aquí un poquito antes, para ver a los ancianos y al Hermano Neville. Y acerca de... Yo... Tal vez sería una cosa buena si nosotros tuviéramos una peque - ña reunión aquí, antes del - del servicio de Pascua. Tal vez empezar, digamos, en un miércoles y continuar hasta el domingo, y terminar con el servicio bautismal en el servicio de Pascua. Y tener una pequeña... una reunión, una fiesta. Este es el pequeño tabernáculo en el que yo principié. Es mi primera y única iglesia. Y quería regresar para estos días santos, y - y adorar al Señor con todos Uds. ¿Todos estarían en favor de esto, piensan que sería la voluntad del Señor? [La congregación dice: "Amén".-Ed.] Sí. Bien, con el favor de Dios, empezaremos el miércoles, antes del domingo de Pascua.
5Y quisiera decir que nos gustaría tal vez preguntar al tesorero, o a los síndicos y a ellos, si pudieran poner un pequeño anuncio en el periódico por aquí en algún lugar. Y decirles a los hijos que estamos aquí para adorarle, y que nos agradaría tener un pequeño compañerismo con todos ellos. Una pequeña, algo como un regreso a casa, y prepararnos para...
6Tal vez el Señor nos dará una resurrección de una-de una-una más grande porción de Su Espíritu, para esta próxima Pascua. Eso es-eso es el... como en el otoño y la primavera. Yo pienso que la primavera es una época hermosa, cuando todo empieza a tomar nueva forma y nueva vida, y nos recuerda de la resurrección. La Pascua viene en un tiempo tan apropiado, en el tiempo de la primavera. Si nos fijamos, la Palabra de Dios siempre va a la par exactamente con Su naturaleza, y demás. Así que estamos...
7Si el Señor lo permite, empezaremos esto. Y-y si ellos, digo yo, ponen un pequeño anuncio en el periódico. Y no lo hagan fascinante. Unicamente díganle a la gente que queremos adorar juntos al Señor. Y que nos gustaría, a tantos como quisieran venir, tener un tiempecito de compañerismo con nosotros. Nos gustaría que todas las iglesias vinieran.
8Y Uds. tomen el teléfono y díganle a sus vecinos acerca de esto. Y díganles que solamente vamos a hablar acerca del Señor, y-y todos juntos Le adoremos.
9Pudiera hacer una proposición, si esto estuviera de acuerdo con el pueblo, y bien ante los ojos de Dios, y de acuerdo con el trio, me gustaría que el Trio Neville nos ayudara durante ese tiempo. ¿No quisieran todos Uds? [La congregación dice: "Amén".-Ed.] Correcto. Y así que procuraremos que ellos se encarguen de este asunto, si el Señor así ve que sea adecuado que lo hagamos. Así que invitamos a otros cantantes de diferentes iglesias, a venir y-y ayudarnos mientras proseguimos. A los cantantes de sus iglesias, estaremos contentos de tenerlos. Vean al Hermano Neville, tal vez una noche antes, y poder incluirlos en el programa, para que nos canten.
10Nos gustan los buenos cantos. Me gustaría tener un buen tiempo de regreso a casa, chapeado a la antigua, en donde solamente estemos juntos. Y háblenle a Angie. ¿En dónde... Está la Hermana Angie aquí en esta mañana? Llámenla, para que ella y la Hermana Gertie puedan cantarnos, "Tiempo De Regreso A Casa", y "Continúa Perseverando". Y eso semejaría algo como el principio de un avivamiento otra vez, Hermana Gertie. Ha pasado mucha agua por el río desde que solíamos cantar eso aquí.
11Ayer fue mi cumpleaños, y yo-yo sé que ya no soy un muchacho. Yo dije: "Acabo de pasar los veinticuatro años. Así que..." Y entonces, esos son únicamente mis años... Yo no cuento aquellos cuando nací literal, natural, y fisícamente. Yo estoy contando mis años espirituales, ven Uds. Como unos veinticuatro años atrás, yo nací de nuevo. Y, eso, eso es Eterno. Y eso será... eso es un gran y bienaventurado cumpleaños. Y nunca terminará, eso es una cosa segura.
12Ahora, quiero que la Hermana Gertie, si quiere... antes que traigamos a los pequeñitos para la dedicación de niños. Ahora, muchas veces...
13En la Biblia, encontramos, el único lugar que yo sé,. en la Escritura, en donde está ordenado para los niños. Ahora, muchas personas los rocían, Ud. sabe, y lo llaman bautismo, y demás. Lo cual, eso está-eso está bien. Pero yo siempre trato, me gusta quedarme solamente de la manera que la Biblia lo dice, Ud. sabe. Y en la Biblia, ellos nunca bautizaron niños pequeñitos. Ni tampoco ellos los rociaron. Ellos solamente los llevaron a nuestro Señor, y El los tomó en Sus manos, y los bendijo, y dijo: "Dejad a los niños venir a Mí, y no se lo impidáis, porque de los tales es el Reino del Cielo".
14Y la cosa extraña fue, fíjense que abrí la Biblia exactamente en donde eso está, Marcos 10. Aquí está, enfrente de mí.
15Y así que, el Señor, trajeron los niños... Ellos trajeron a los niños a El, y El los bendijo, y dijo: "Dejad a los niños que vengan a Mí, y no se lo impidáis, porque de los tales es el Reino".
16Ahora, sabemos que nuestro Señor se ha ido a la Gloria, y Su Espíritu regresó a la Iglesia, para llevar adelante el Mensaje hasta que El regrese. Estamos buscando eso.
17Y la manera que aquí lo hacemos, es traer a los niños aquí enfrente, y traer a los ancianos de la iglesia aquí enfrente, y yo tomo a los niños y los dedico al Señor. Yo pienso que es un pequeño servicio tan dulce, el ver a esas criaturas pequeñitas. Porque, eso es, no importa cuán jóvenes estemos, cuán viejos estemos, uno de estos pequeñitos ha ocupado un lugar en nuestro corazón. ¿No es correcto? [La congregación dice: "Amén".-Ed.]
18Ahora, cuando venimos a Dios, ésa es de la manera que estamos en el corazón de Dios. Nunca dejamos esa etapa. Nosotros somos siempre niños.
19Cuando Abraham tenía noventa y nueve años, él era todavía sólo un niño, para Dios. Dios le dijo, dijo: "Yo soy el pecho del que tú mamas, Abraham. Ven, sólo - sólo recárgate en Mí, y mama, y todo estará bien". Y El cambió a Abraham a un hombre joven otra vez, por mantenerse solamente sostenido a Su Palabra.
20Creo que cantamos una cantito que se llama, "Tráiganlos". Y ahora Uds. traigan a sus niños aquí, Uds. quienes quieren dedicarlos. Yo les voy a pedir a los ancianos si ellos vienen, también. Muy bien. tráiganlos, Tráiganlos, de los campos del pecado; Tráiganlos, tráiganlos, Traigan los descarriados a Jesús.
21¡Oh, qué gusto me da ver estas criaturitas! Ahora, ¿cúal es su - su nombre? [El padre contesta: "Riddle".Ed.] ¿Cuál es el nombre de ella? ["Sharon Louise".] Pequeña Sharon Louise Riddle. Y yo estoy seguro que todos amamos al Hermano y a la Hermana Riddle. Nosotros conocemos aquí al Hermano Riddle. El es propietario de una tienda de botas aquí en la ciudad. Y ellos tienen aquí la niña más bonita, la pequeña Sharon, Sharon Louise Riddle. ¿Qué edad tiene, Hermano y hermana Riddle? [El Hermano Riddle dice: "Cuatro meses".] Cuatro meses, ¿qué bien! Es un pequeño tesoro para el corazón, ¿no es así?
22Y ahora, el Señor les ha dado a Uds. esta hermosa niñita, y ahora Uds. la están dedicando a El, poniéndosela en Sus brazos, regresándosela a El, a Dios Quien la ha dado. Dándosela a El, para que El pueda bendecir su pequeña vida y hacerla una hija que bendijera sus corazones cuando Uds. llegaren a ancianos, y si Jesús tardara, que sea una gran trabajadora para Dios. Y estén Uds. orgullosos de esta niñita. Que Dios lo conceda ahora mientras la tomamos, para bendecirla.
23Quiero que todas las damas, y, por supuesto, los hombres también, miren a esta hermosa niñita. ¿No es una dulzura? Pequeña Sharon. Inclinemos ahora nuestros rostros.
24Nuestro bendito Padre Celestial, en la preciosa Palabra leemos que ellos Te trajeron niños para que Tú pusieras Tus manos en ellos y los bendijeras. Y ahora, esta pareja, en esta mañana, este matrimonio santo, Tú les has dado en la encomienda de ellos, esta hermosa niña, la pequeña Sharon Riddle. Y nosotros oramos, querido Padre Celestial, que Tú bendigas esta niña, mientras ellos vienen en esta mañana para dedicar, para traer la bebé de nuevo a Aquel Quien la dio. Y yo Te pido, Dios, que los bendigas, bendigas sus vidas. Y haz que esta niñita, viva, crezca y tenga salud perfecta, y sea Tu sierva. Y pueda ser ella una mujer que sea de acuerdo al corazón de Dios, y el-el corazón de los padres. Concédelo, Señor.
25Y ahora, como Tu anciano, elevamos a la niña a Ti, que ellos han puesto en mis manos, y yo la elevo a Ti. En el Nombre de Cristo, bendice esta niña. Y hazla vivir y crecer, y ser fuerte y saludable, y una sierva de Dios. Pedimos esto mientras la presentamos a Ti, en el Nombre de Jesucristo. Amén. Dios te bendiga, pequeñita. Eres una niñita mucho muy agradable.
26Dios los bendiga a Uds. dos. Y que tengan mucho gozo criando a esta niñita. Regresaremos regocijándonos, trayendo las gavillas. Trayendo en las gavillas, trayendo las gavillas, Regresaremos regocijándonos, trayendo las gavillas; Trayendo en las gavillas, trayendo las gavillas, Regresaremos regocijándonos, trayendo las gavillas. ¿No irá a ser entonces maravilloso? Ahora inclinemos nuestros rostros por un momento, para orar.
27Oh Dios, Quien formó los cielos y la tierra, permite que Su aliento salga con Su Palabra, y todo tome su posición correcta. La tierra, la luna, las estrellas, todo se movió a su lugar, mientras Dios daba aliento en Su Palabra.
28Y, oh Dios, hoy, pedimos que Tú soples en Tu Palabra, mientras tratamos de traerla al pueblo. Que tome Ella Su posición, en esta mañana, Su lugar, y sea arraigada y establecida en cada corazón, que cada persona aquí pueda recibir Tus bendiciones.
29Ayuda a aquellos, Señor, quienes están fuera del camino, inválidos y cojos en sus espíritus. Ellos no Te conocen como un Salvador amante, como nosotros hemos sido privilegiados. Oramos que Tú los bendecirás abundantemente, hoy. Y haz que ellos, cuando salgan de este edificio, estén felices y se regocijen, sobre Cristo, el nuevo hallazgo, el cual han llegado a conocer durante esta reunión.
30Si hay algunos que se están deslizando hacia los cuidados del mundo, oh Dios, regrésalos. Y el enfermo y el necesitado, Padre, oramos por ellos, que Tú sanes a cada persona enferma aquí, hoy. Alienta a aquellos que están fatigados. Y bendice a aquellos que están asidos fielmente. Concédelo, Señor. Permite que Tu Espíritu sea sobre todos.
31Bendice la Palabra mientras sale; al predicador que la hablará, y al oidor que la escuchará. Y, sobre todo, recibe gloria por esta reunión en esta mañana, porque lo pedimos en el Nombre de Cristo. Amén.
32Ahora, yo no he descansado exactamente desde esta reunión prolongada, pues han sido hasta ahora como algunos cuatro meses, y estas cinco semanas de reuniones han sido muy agotadoras. Pues, hemos tenido una reunión maravillosa por toda la nación, desde Nueva York hasta San Francisco; toda la nación, zigzagueando, de acá para allá, mientras la cruzábamos. El Señor ha salvado a muchos, muchos cientos de gente.
33Nuestro bendito Padre Celestial, el domingo pasado, hace una semana, en uno sólo, miré entre mil a quince mil pecadores arrepintiéndose en una sola ocación, en el altar, en Oakland, California, en la gran arena. Estaba repleta. Y tuvimos-tuvimos que sentarlos en medio del lugar, abajo en medio, en lugar de los-los lados de la arena. Y el Señor bendijo.
34Y tuvimos, allí, el gran terremoto, como Uds. escucharon. Y ése fue el primero en el que mi esposa ha estado. Estaba solamente un poquito temblorosa, después. Fue muy fuerte, el edificio se sacudió, y el polvo voló, y las botellas en la... Estábamos parados en la farmacia, cogiendo algunas tarjetas postales para enviarlas a casa, y las botellas se sacudieron, y la chimenea se desplomó. Y los grandes edificios se mecían juntos; caminos se partían, y parte de ellos se hundían. Y eso nos recuerda que la Escritura está en la pared. "Habrá terremotos en diversos lugares".
35En ese mismo día, ocho terremotos golpearon esa misma ciudad. Y entonces como a las diez en punto de esa noche acabábamos de entrar, o las diez y media, y nos habíamos acostado; y la - la lámpara, colgada en la mitad del cuarto, parecía mecerce, a causa de otro gran, fuerte terremoto. Eso nos muestra, que ocho mil millas [12,872 Km.-Traductor], debajo de nosotros, no hay nada más que lava roja, ardiendo.
36Y eso fue al mismo tiempo que se estaba escuchando a (nuestros) agresores en ultramar, diciendo que ellos han prohibido a la gente ir a Escandinavia, y demás, pues los aniquilarán con armas atómicas, y nosotros nos preguntamos qué sucederla si ellos empezarían a tirar esas bombas y estallarían esos lugares de la tierra. Eso haría exactamente lo que Dios dijo que haría. "No más agua, sino fuego esta vez
37Así que eso trae gozo al corazón del que aguarda esperando en la Venida del Señor, y la hora bendita cuando estos viejos cuerpos viles serán cambiados y hechos a Su Propio cuerpo glorioso. Lo veremos a III. No más lucha, no más pesar, no más vejez, no más días finitos, no más hambre, no más angustia, no más enfermedad, no más muerte.
38¡Oh, no podemos comprender! ¡Le estoy diciendo, amigo! Eso es difícil porque somos humanos, y muerte es una cosa tal que todos detestamos afrontarla. Pero ella es - ella es un alivio bendito, es una cosa bendita, el saber que El vendrá algún día, y estas cosas serán cambiadas.
39Ahora, recuerde, y persuada a sus... especialmente a sus amigos pecadores, ahora, para venir a la reunión, este avivamiento que viene.
40Ahora, solamente a manera de una pequeña plática, mi garganta, como ya dije, no se ha aliviado, todavía, exactamente, y yo estoy todavía un poquito cansado. Pero, descansé, esta semana, me aparté aun de el teléfono y todo, para poder tener unos días de descanso.
41Y entonces, esta semana entrante, quiero descansar un poquito, si puedo, y entonces prepararme para el pequeño avivamiento. Luego voy a Canadá, y de Canadá regreso a Indianápolis. De Indianápolis a Chicago. Y de Chicago, después la Convención Internacional de Hombres Cristianos de Negocios. Y me acapararon totalmente. Uds. oren por mí, y especialmente durante este avivamiento, para que Dios me dirija. Un viaje completo de alcance mundial, empezando en Junio, para regresar en Noviembre, o Julio, quise decir. Y esto es entrar en Europa, Asia, por todas las islas, los mares, y regresar a la Costa Oeste. Salir del Este. Y darle la vuelta al mundo y regresar a la Costa del Oeste. ¡Un tiempo de tanta necesidad!
42Y ahora hay algo como que me detiene un poquito. Yo no sé si es algo en el camino, o qué, yo no sé. Pero, Uds. oren por mí, y Dios con toda seguridad hará que salga bien.
43Ahora, tengo dos lugares en la Escritura que he escogido en esta mañana para leer, por la razón de que la gente que viene, viene para que se ore por ella. Este es únicamente un tiempecito para orar por eL enfermo y el necesitado. Y me gustaría sola - mente enseñar un poquito de la Palabra.
44Entonces, tal vez, si es la voluntad de Dios, en esta noche, no solamente enseñe, sino predique un poquito de la Palabra.
45Ahora quiero leer en dos lugares, y están en el Antiguo Testamento, ambos. Uno en Números, el capítulo decimotercero, y el - el verso trigésimo (30- Traductor). Y el otro está en Josué, el capítulo primero, el verso noveno. Y Caleb hizo callar al pueblo delante de Moisés, y dijo: Subamos luego, y poseámosla, que podremos más que ellos.
46Y luego en Josué, el verso noveno del capítulo primero. Mira que te mando que te esfuerces y seas valiente. No temas ni desmayes, porque Jehová tu Dios será contigo en dondequiera que vayas.
47Y que el Señor añada Sus bendiciones a Su Palabra. Yo amo la Palabra. Y si yo diera un titulo para un tema, en esta mañana, yo quiero encontrar el contexto aquí, un texto, titulado: Dios Cumple Su Palabra. Ahora, eso es... Pudiéramos quedarnos en eso por semanas; tener un año de avivamiento y todavía estar tan fresco al fin como estaba en el principio, de este tema, de que, Dios Cumple Su Palabra.
48Hay una cosa que Dios no puede hacer. ¿Alguna vez ha pensado en eso? Hay una cosa que Dios no puede hacer, eso es fallar. El puede hacer todo menos fallar, pero El no puede fallar. Así que, si nuestra más santa confianza está edificada, en esta mañana, sobre Eme maravilloso Quien puede hacer todo lo que hay por hacerse, excepto fallar, ¡cuánta más confianza deberíamos de tener en Su Palabra Eternal!
49Mi corazón ha sido conmovido en el último año, después de haber mirado a través de las naciones y visto las cosas acumularse de la manera que están y los pequeños ismos levantándose. Eso bien me trae a mi memoria lo que está escrito allí en esta piedra del ángulo, en aquella mañana cuando nosotros dedicamos... o pusimos la piedra del ángulo. Cuando el Señor me despertó; no sabiendo lo que eran las visiones, en esos días.
50Estoy mirando a la chimenea encima de la casa, cinco pies [1 metro 30 centimetros o más.-Traductor], o más desde donde yo estaba sentado cuando la visión tomó lugar, hace veintitrés años, en 1933. Hace como unos veinticuatro años, me supongo. Estoy mirando a la chimenea en estos momentos.
51Eso fue mucho antes de que aún estuviera casado. Estaba soltero y en la casa. Estábamos construyendo apenas esta iglesia. Y estábamos poniendo la piedra del ángulo esa mañana, cuando el Señor me dio la visión. Yo había despertado y miré afuera por la ventana. Y todo eso fue en Junio, y las madreselvas, o los botones estaban floreciendo. Y allí parecía como que había salido a caminar, o algo. Y yo-yo vi al Señor Jesús, y vi mi tabernáculo. Y El me dijo que éste no era mi tabernáculo; y me tenía suspendido bajo el firmamento. Muchos de Uds. conocen la visión porque se escribió y publicó, creo que es la cuarta o quinta edición, cerca de cien mil libros salieron en diecisiete diferentes idiomas. Y observe cómo eso ha venido a suceder palabra por palabra, ¡nunca falló! Cómo nos juntamos en un grupito amoroso de gente, y cómo el Señor nos bendijo, y luego de lugar en lugar, pero finalmente en los campos evengelísticos, y ahora por todo el mundo, cómo se ha propagado.
52Y cómo el tiempo ha venido en que - en que estas cosas habrían de suceder. Cómo el mundo amontonarla maestros, con comezón de oír, y la Verdad sería rechazada y se tornarían a fábulas. Y entonces eso que El dijo: "Predica la Palabra. Quédate en la Palabra". Y si algo yo he tratado de hacer, es quedarme en la Palabra Eterna de Dios.